Publicado: 28.10.2014 11:07 |Actualizado: 28.10.2014 11:07

"El PP quería apoyar a Libertad Digital"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

A sus 87 años de edad, un Álvaro Lapuerta cansado se subía a un Lexus ayudado por uno de sus hijos, mientras arreciaban los gritos de "¡ladrón, ladrón!" proferidos por casi una veintena de preferentistas de Bankia quienes, al verlo, retomaron con brío sus consignas de "¡Bankia es la tumba del PP!" y "¡Acebes, cabrón, derecho al paredón!". Lapuerta abandonaba la Audiencia Nacional tras leer una declaración ante el juez Pablo Ruz, en la que ha admitido la compra de acciones de Libertad Digital porque el PP "quería apoyar" el medio de comunicación del periodista Federico Jiménez Losantos.

Álvaro Lapuerta era el tesorero del Partido Popular cuando siendo Ángel Acebes secretario general se decidió comprar acciones de Libertad Digital, en el año 2004. Tal y como ha ocurrido en anteriores comparecencias, el extesorero imputado se ha negado a prestar declaración ante el juez central de instrucción 5 Pablo Ruz por razones de salud: tanto su médico como su familia le desaconsejan declarar.

No obstante, según fuentes judiciales, el antecesor de Luis Bárcenas como tesorero del PP ha leído una breve declaración ante el juez. En ella, señala que la compra de las acciones de Libertad Digital fueron realizadas con su propio dinero, y que las plusvalías que obtuvo con la operacion fueron declaradas a Hacienda en su momento. Lapuerta niega en su declaración que utilizase dinero del partido para esa operación. Su sucesor, Luis Bárcenas, había revelado en la causa que dicha compra fue ordenada por Ángel Acebes y que se realizó con la caja paralela del PP. Las acciones fueron puestas a nombre de personas de confianza del partido, pero Lapuerta, Bárcenas y su mujer Rosalía Iglesias no devolvieron el dinero a la caja B del partido, una vez vendidas las acciones.

Según las fuentes judiciales consultadas, Alvaro Lapuerta compró el 20 de octubre de 2004 un total de 1.270 acciones de Libertad Digital por valor de 139.700,00 euros. Fue titular de éstas durante dos años y medio, hasta el 20 de marzo de 2007,  cuando se las vendió a la propia empresa, para su autocartera, por de 209.550 euros. Con esta operación,  el extesorero del PP habría obtebnido unas plusvalías de 69.850 euros, de los cuales, según las fuentes judiciale, no consta que se hubieran devuelto a lacaja B del partido.

En la declaración leída este jueves por Lapuerta, asegura que su memoria es débil, pero que se acuerda de esa operación. Sostiene que compró las acciones porque se lo pidió su partido: en los círculos del PP se entendía que debía darse auxilio a Libertad Digital, deseo que se difundía entre amigos y colaboradores populares. "En este entorno se me pidió colaborar y las suscribí", ha leído Lapuerta al juez mientras incidía en que no lo hizo con fondos del PP y que las plusvalías las declaró a Hacienda.

Lapuerta ha dicho también al juez que sigue costando mantener un diálogo fluido y que no está en condiciones de prestar declaración, pero que reitera que nunca se ha apropiado de dinero ajeno.

El juez Ruz tiene imputados a Acebes, Lapuerta y Bárcenas por un delito de apropiación indebida de dinero negro, que asciende en total a 360.000 euros. Tras el extesorero, declara como imputado el empresario Antonio Vilela, del grupo Rubau, quien ya reconoció ante el juez haber hecho donativos al PP. El tercer imputado en declarar es Ángel Acebes, que ha llegado andando a la sede judicial a las 9:45 horas.


http://www.quoners.es/q/trafico-influencias