Público
Público

El PP-A reclama la suspensión de la Mesa Tripartita porque Gibraltar se cree un Estado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PP andaluz ha reclamado hoy al Gobierno que "dé marcha atrás" y suspenda "de manera definitiva" la Mesa Tripartita entre Reino Unido, España y Gibraltar, porque sentar a la colonia "de tú a tú" con estos dos países lo único que ha provocado es que "se crea que tiene soberanía como Estado".

En rueda de prensa, el secretario general del PP-A, Antonio Sanz, ha denunciado que Gibraltar "se burla a diario" de los españoles, lo que supone, además de una "vergüenza" para los ciudadanos, la prueba de la "debilidad" del Gobierno y de la Junta respecto al contencioso sobre Gibraltar.

Sanz ha reconocido que su partido no está sorprendido con la "actitud" que mantiene Gibraltar, porque "de estos polvos vienen estos lodos", y ha considerado que sentar "de tú a tú" en una mesa al Reino Unido, a España y Gibraltar "lo único que ha provocado es que Gibraltar se crea que tiene soberanía como Estado".

Se ha preguntado "cuántas cosas tienen que pasar" para que el Gobierno "se dé cuenta de que ha metido la pata", porque históricamente las relaciones sobre Gibraltar la han llevado entre España y Reino Unido, y nunca se había hecho lo que ahora hasta el punto de que la colonia "se suba a la chepa de España".

"Se han sembrado unos privilegios, una posición de soberanía y unos tratamientos de Estado a Gibraltar sobre las que hoy estamos pagando las consecuencias", ha subrayado el dirigente del PP.

Según el secretario general del PP andaluz, actualmente "tenemos a Gibraltar burlándose a diario" de los españoles, "amenazando constantemente" a las autoridades españolas, y poniendo en cuestión unas aguas y una soberanía "que no le corresponde".

Para Antonio Sanz, el Gobierno español actual "ha dado alas" a Gibraltar, por lo que, a su juicio, se deben depurar responsabilidades políticas, mantener una posición de fortaleza, y sobre todo "rectificar" una política ante "este error histórico y esta metedura de pata diaria".

Estas declaraciones del PP se producen tras conocerse que la Guardia Civil sorprendió a una patrullera de la Armada británica haciendo prácticas de tiro contra una boya con los colores rojo y amarillo, los de la enseña nacional de España, situada a más de cinco millas del Peñón de Gibraltar.