Publicado: 03.03.2014 14:56 |Actualizado: 03.03.2014 14:56

Los preferentistas zarandean el coche de Blesa a su salida de la Audiencia Nacional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa ha declarado durante algo más de una hora ante el juez Fernando Andreu de la Audiencia Nacional, que investiga la emisión de preferentes en la caja de ahorros.  Tanto la llegada como la salida de Blesa de la Audiencia se ha producido entre los gritos de un centenar de afectados, que se han congregado en las inmediaciones del tribunal, ya que la fuerte presencia policial les ha impedido acercarse a la puerta.

Blesa, que se convirtió el año pasado en el primer banquero en entrar en la cárcel en España desde el inicio de la crisis hace cinco años, ha comparecido por diversas querellas de los afectados por estos instrumentos de deuda perpetua. También han sido citados para declarar este lunes el exconsejero de Caja Madrid y sindicalista de UGT Gonzalo Martín Pascual y el expresidente de la CEOE Gerardo Díaz Ferrán, en prisión desde diciembre de 2012. Otra docena de  consejeros de la caja madrileña y de Bancaja  declararán los próximos días para dar explicaciones en un caso judicial que los investiga por "planificar" la emisión de preferentes para capitalizar la entidad financiera

Desde primera hora de la mañana, ocho dotaciones de la Unidad de Intervención Policial, algunos de cuyos agentes iban ataviados con escudos, custodian las inmediaciones de la Audiencia Nacional, cuyos alrededores permanecen cerrados al tráfico. Asimismo, han impedido acercarse a las puertas del tribunal a los preferentistas, que se han agolpado desde las 13:00 horas en la esquina de la calle Prim con el paseo de Recoletos portando pancartas en las que se podía leer "Contra el fraude de las preferentes"; "Blesa, ladrón, a la cárcel" y "Bankia robando y el Gobierno apoyando". También le han proferido insultos como "Blesa, cabrón, vuelve a la prisión" o "Bankia es la cueva del PP".

Tras su declaración, más de un centenar de preferentistas se abalanzaron contra el vehículo de Blesa, al que zarandearon. Portando palos de banderas y globos de agua, los afectados por las preferentes han golpeado coche entre gritos de "ladrón", "hijo de puta", "corrupto" y "tú y Rajo sois los peores". Los globos de agua han sido los únicos proyectiles lanzados sobre el coche de Blesa, fuertemente escoltado por una columna de agentes de la Unidad de Intervención Policial. La sede de la Audiencia Nacional estaba fuertemente blindada. El coche ha salido en dirección contraria al sentido de circulación, ya que la mayoría de los manifestantes esperaba arriba de la calle a la salida del ex presidente de Caja Madrid.

La última vez que Blesa acudió a un tribunal, el pasado 24 de enero, para declarar como imputado por la compra del City National Bank de Florida en los Juzgados de Plaza de Castilla, fue también increpado por un grupo de preferentistas, que llegaron a zarandearle y a lanzarle una pancarta a pesar del despliegue policial.

Un grupo de afectados por las preferentes de Caja Madrid, concentrados ante la Audiencia Nacional. EFE

El escándalo de las preferentes se agudizó con el recrudecimiento de la crisis en 2008 y 2009, cuando los bancos colocaban este instrumento a un público cada vez más amplio y menos experto, dejando como resultado a unos 300.000 inversores particulares atrapados en productos sin liquidez destinados al inversor especializado. Al no poder recuperar su inversión, en algunos casos los ahorros de toda la vida, muchos afectados particulares acudieron a las calles y a los tribunales en busca de compensación.

Blesa, un licenciado en derecho de 66 años con excelentes conexiones políticas que presidió Caja Madrid entre 1996 y 2009, ha tenido varios frentes judiciales abiertos en los últimos años. El mes pasado declaró por unos presuntos delitos de abuso de posición dominante y administración social fraudulenta en el marco de la compra del City National Bank de Florida (CNBF) en 2008. El año pasado, el juez Elpidio José Silva abrió dos causas contra Blesa por posibles delitos cometidos en Caja Madrid antes de que la entidad se integrara en Bankia, que luego precisó el mayor rescate bancario de la historia de España.