Público
Público

El presidente eslovaco gana la primera ronda electoral

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente de Eslovaquia, Ivan Gasparovic, ganó la primera ronda de las elecciones presidenciales, según resultados conocidos el domingo, y se enfrentará a la candidata más fuerte de la oposición en una segunda vuelta dentro de dos semanas.

Las elecciones del sábado para la presidencia, un cargo principalmente ceremonial, estaban consideradas como un examen del respaldo al primer ministro, Robert Fico, sólo un poco más de un año antes de unos comicios parlamentarios. Fico ha apoyado a Gasparovic, que logró el 46,70 por ciento de los votos.

La principal candidata de la oposición, Iveta Radicova, una socióloga de 52 años presentada por la facción SDKU de los Democristianos del ex líder reformista Mikulas Dzurinda, logró lo que analistas calificaron de un sorprendentemente fuerte 38,05 por ciento.

"Ningún candidato fue elegido presidente, porque ninguno obtuvo la mayoría de votos requerida, que es más de la mitad de todos los electores", dijo Dusan Dugacek, responsable del Comité Electoral Central.

La segunda ronda electoral, en la que el candidato con más votos se convierte en el presidente, está prevista para el 4 de abril.

Gasparovic, un abogado de 67 años, era el favorito de las elecciones tras mantener una ventaja constante en los sondeos de opinión.

Pavel Haulik, de la agencia de encuestas MVK, dijo que esperaba una campaña incluso más activa de las facciones que respaldan a Gasparovic para movilizar a los seguidores antes de la votación definitiva.

Fico, que llegó al poder en 2006 prometiendo ayudar a los pobres, ha intensificado sus esfuerzos para aumentar el papel del Gobierno en la economía en los últimos meses, diciendo que un Estado fuerte era la mejor manera de afrontar la crisis económica.

Eslovaquia no ha tenido que rescatar ningún banco, pero el estado centroeuropeo de 5,4 millones de habitantes ha perdido miles de empleos a medida que la demanda de sus exportaciones, sobre todo coches y televisores, se debilita en mercados clave como Alemania.