Público
Público

La prima de riesgo cierra en menos de 400 puntos por primera vez desde abril

La opción de un rescate inminente y la decisión de Moody's de mantener la nota española influyen en los mercados. La Bolsa sube un 2,37% y recupera la cota de los 8.100

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La prima de riesgo de España ha cerrado en 383 puntos básicos, y vuelve a niveles de principios de abril, por la decisión de Moody's de mantener la calificación de la deuda y las expectativas de que España solicite ayuda financiera a la UE. 

Por su parte, la Bolsa concluyó la jornada con una subida del 2,37%, hasta los 8.128,2 puntos, con Bankia (+18,92%), Sacyr-Vallehermoso (+9,57%) y FCC (+7,19%) al frente de las ganancias.

Junto a Bankia, también destacaron los repuntes dentro del sector bancario registrados por Banco Popular (+6,13%), BBVA (+5,58%), Bankinter (+5,44%), Banco Santander (+3,79%) y Banco Sabadell (+2,61%).

La prima refleja así su reacción a lo expresado a periodistas extranjeros recientemente por un alto cargo del Ministerio de Economía sobre la posibilidad de que España solicite la línea de crédito que posibilita la compra de bonos por parte del BCE. El Gobierno estudia pedir la citada línea de crédito del nuevo fondo de rescate de la Unión Europea, pero sin intención de utilizarla y con la esperanza de que sirva para reducir de manera significativa los costes de financiación del Estado.

Según explicó ayer un alto cargo del Ministerio de Economía a la prensa extranjera, una vez que España solicite la línea de crédito que posibilita la compra de bonos por parte del BCE, el interés de la deuda española a 10 años podría caer 150 puntos básicos. Además, la Bolsa podría dispararse un 15 %, dijo la fuente, que confía en que la UE no impondrá más condiciones a España, aunque podría no cumplir sus propios objetivos de austeridad, en especial su compromiso de reducir el déficit público de 2012 al 6,3 % del PIB.

Por tanto, poco ha influido la decisión de la agencia de calificación Moody's  de mantener el nivel de la deuda soberana española en Baa3, aprobado bajo, aunque la puso en perspectiva negativa.

La decisión de Moody's se produce menos de una semana después de que Standard & Poor's (S&P) recortara la nota de la deuda soberana española en dos escalones, hasta situarla en 'BBB-', la misma calificación que ya otorgó Fitch a España el pasado mes de junio. Esto supone que las tres principales agencias sitúen la deuda de España al borde del 'bono basura'.

Moody's ha tomado su decisión sobre el rating de España dos días antes de que comience la cumbre de los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) en la que no se esperan detalles concretos sobre la recapitalización bancaria o menciones a la situación de España y que se centrará en las propuestas realizadas por los cuatro presidentes -el del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy; el de la Comisión, José Manuel Durao Barroso; el del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi; y el del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker.