Público
Público

La prima de riesgo española cierra a un paso de los 260 puntos básicos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La incertidumbre sobre el segundo paquete de ayuda a Grecia provocó que la prima de riesgo española subiera hoy a su nivel más alto desde enero y se situara a un paso de los 260 puntos, una cota que rebasó momentos antes del final de la sesión.

Según datos del mercado recogidos por EFE, la prima de riesgo -que mide la diferencia entre la deuda soberana alemana (la más segura de Europa) y la española- moderó levemente su tendencia fuertemente alcista al cierre de la jornada al colocarse en 259 puntos básicos.

En cualquier caso, la prima de riesgo se amplió considerablemente respecto a los 245 puntos básicos de ayer por la fuerte demanda de los bonos de países seguros, como Alemania, en detrimento de la deuda soberana de países periféricos como España, que está "en el ojo del huracán" por sus problemas internos, explicó el analista de CM Capital Markets Jorge Lage.

"Ante la incertidumbre sobre el rescate de Grecia, los inversores están comprando activos refugio como los bonos de Alemania o Francia, mientras que no quieren saber nada de países como España y, en menor medida, Italia", añadió Lage.

Prueba de ese comportamiento fue la bajada que experimentó el rendimiento de los bonos germanos a 10 años, que se colocó al cierre de la jornada en el 2,95 por ciento, seis centésimas menos que al cierre de ayer.

En cambio, la rentabilidad de los bonos españoles con el mismo plazo de vencimiento subió nueve centésimas, hasta situarse en el 5,55 por ciento, frente al 5,46 por ciento del cierre del martes.

El rendimiento de los bonos italianos a 10 años también subió considerablemente (6 centésimas), hasta el 4,82 por ciento, aunque Grecia e Irlanda fueron los más penalizados.

En el caso de los bonos helenos con vencimiento en 2021, la rentabilidad se colocó al final de la jornada en el 17,15 por ciento, 22 centésimas más que ayer, mientras que los irlandeses subieron 16 centésimas, hasta el 11,07 por ciento.

Los seguros de impago de deuda (CDS, en sus siglas en inglés) también mostraron hoy el castigo que recibían los países periféricos de Europa en los mercados.

Los CDS sobre Grecia subían a 1,37 millones de dólares por cada 10 millones de dólares de posible impago que se quisiera cubrir, mientras que en el caso de Portugal se situaban en 684.800 dólares y en el de Irlanda, en 527.761 dólares.

En el caso de España, estos productos se colocaban en 281.188 dólares, 12.193 dólares o un 5 por ciento más que en la jornada de ayer.