Público
Público

La prima de riesgo roza los 410 puntos contagiada por Italia

La bolsa madrileña cierra con una caída del 2,09% y retrocede hasta los 8.340 puntos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El terremoto político que vive Italia en estos días ha repercutido, y de qué manera, en el mercados bursátiles y de deuda. La peor parte se la ha llevado la bolsa de Milán, que ha cerrado con una caída del 3,78%, y la prima de riesgo transalpina, que ha alcanzado los 552 puntos básicos colocándose a niveles de un rescate financiero por parte de la UE. 

España se ha visto contagiada por la incertidumbre italiana. La bolsa de Madrid ha cerrado la sesión también cayendo, en concreto un 2,09% y retrocediendo hasta los 8.340,60 puntos.

Pero como ha pasado en Italia, el mercado de deuda español también ha sufrido un fortísimo varapalo. A lo largo del día el diferencial entre los bonos españoles a diez años y los alemanes -los más fiables- ha llegado a repuntar hasta los 414 puntos básicos y ha terminado la jornada en los 409. Hay que recordar que en agosto se alcanzó el máximo diferencial -417 puntos- y se dispararon los rumores sobre un posible rescate a España.

En Europa, con el euro en 1,359 dólares, las principales plazas también han bajado: el índice Euro Stoxx 50, el 2,34 por ciento; Fráncfort, el 2,21 por ciento; París, el 2,17 por ciento, y Londres, el 1,92 por ciento.

La bolsa madrileña empezó el día con una subida del 1% que le permitía superar el nivel de 8.600 puntos con el apoyo del mercado neoyorquino, que ganó el martes el 0,84%, y de la anunciada dimisión del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, que no concurrirá a las elecciones de febrero de 2012.

La bolsa ignoraba el estancamiento económico previsto para el último trimestre en Francia y recogía las buenas noticias procedentes de China, donde la inflación bajaba en octubre seis décimas, hasta el 5,5%, y se publicaban buenos datos de producción industrial y ventas minoristas.

Sin embargo, la bolsa incurría en pérdidas y una hora y media después de la apertura perdía la cota de 8.400 puntos. Antes del mediodía, el mercado nacional bajaba más del 3%, que no superaría hasta dos horas después con la colaboración del mercado de deuda, que se recuperaba por la posibilidad de que el Banco Central Europeo hubiera comprado deuda italiana.

La caída del 2% de Wall Street poco después de iniciar la sesión volvía a acercar a la bolsa española a los mínimos de la sesión (8.250 puntos) y arrastraba la cotización del euro a 1,355 dólares, tres centavos menos que en la apertura. Al final de la sesión, a pesar de la caída del 0,1 por ciento de los inventarios mayoristas estadounidenses en septiembre, la bolsa española redujo su caída de la mano del mercado neoyorquino.

Todos los grandes valores bajaron: Iberdrola, el 2,81 por ciento; BBVA, el 2,63 por ciento; Banco Santander, el 2,4 por ciento; Telefónica, el 1,8 por ciento, y Repsol, que presenta mañana resultados, el 0,16 por ciento, la menor bajada del IBEX.

Sacyr lideró las pérdidas del Ibex con un descenso del 6,52 por ciento, seguida de ArcelorMittal, el 5,36 por ciento, y de Mediaset, que cayó el 4,87 por ciento después de la renuncia de Berlusconi, su principal accionista, en tanto que Mapfre bajó el 4,48 por ciento.