Público
Público

El príncipe Carlos dimite de una sociedad por desacuerdos sobre arquitectura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El príncipe Carlos, muy conservador en materia de arquitectura, ha dimitido de una importante sociedad que conserva edificios antiguos en el Reino Unido después de que ésta rechazase un texto en el que él defendía sus puntos de vista.

El heredero de la corona británica renunció como patrocinador de la Sociedad para la Protección de Edificios Antiguos, fundada en 1877, después de que la entidad no aceptase un prólogo escrito por él que iba a ser publicado en un manual sobre restauración, informa hoy el diario "The Independent".

En el texto, el príncipe de Gales afirma que las casas antiguas deben ser restauradas respetando siempre su estilo original.

Pero la sociedad, partidaria de utilizar lo mejor de la arquitectura moderna y del diseño en proyectos de restauración, le pidió que modificara el prólogo, a lo que el príncipe se negó y dijo que era todo o nada, señala el rotativo.

La sociedad, siempre según el periódico, optó por rechazar el texto, por lo que el heredero de la corona decidió poner fin a su asociación con la entidad.

El prólogo iba a ser publicado en el manual "Old House Handbook", una guía sobre restauración escrito por dos comentaristas de arquitectura, Roger Hunt y Marianne Suhr, en colaboración con la Sociedad para la Protección de Edificios Antiguos.

Según "The Independent", este desacuerdo ocurrió hace unos meses, pero hasta hoy no había salido a la luz pública.

Esta no es la primera vez que el príncipe tiene problemas cuando de arquitectura se trata.

El mes pasado, Carlos intervino para conseguir que se abandonase un proyecto arquitectónico moderno en el barrio londinense de Chelsea, a cargo del arquitecto modernista Richard Rogers, quien acusó al príncipe de "abuso de poder", recuerda el matutino británico.