Público
Público

Los Príncipes inician el viaje inaugural del AVE que unirá Madrid, Cuenca y Albacete

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los Príncipes de Asturias han iniciado esta mañana en torno a las 11:05 en la estación madrileña de Puerta de Atocha el viaje inaugural de la línea ferroviaria de alta velocidad que unirá la capital española con Cuenca y Albacete, trayecto que la nueva vía del AVE permite completar en dos horas.

Acompañan a Don Felipe y Doña Letizia en este recorrido el ministro de Fomento, José Blanco, y el presidente del Congreso, José Bono, así como la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y el alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón, a quienes se sumará en la estación de Cuenca el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda.

Está previsto que el tren S-112, fabricado por Talgo, en el que viajan los Príncipes llegue antes de mediodía a la estación del AVE Fernando Zóbel, de Cuenca, cuyas instalaciones serán inauguradas por Don Felipe y Doña Letizia en un breve acto durante el que se descubrirá una placa conmemorativa.

La estación Los Llanos, de Albacete recibirá previsiblemente antes de las 13:00 horas a los Príncipes, que inaugurarán también esta terminal ferroviaria antes de presidir la ceremonia oficial de apertura de la nueva línea, en la que intervendrá Don Felipe junto a Blanco, Barreda y Aguirre.

Dentro de tres días, el próximo sábado, serán los Reyes quienes presidan la ampliación a Valencia de una red ferroviaria de alta velocidad que Don Juan Carlos y Doña Sofía vieron nacer en Sevilla hace más de 18 años y cuya extensión a Zaragoza y Lleida inauguraron hace siete años, en octubre de 2003.

Castilla-La Mancha se convertirá mañana en la primera comunidad autónoma con todas sus capitales de provincia unidas a la red de alta velocidad gracias a la entrada en servicio de la nueva línea Madrid-Cuenca-Albacete, que ha requerido una inversión de 3.530 millones de euros y que se constituye en el eje central de las futuras conexiones por AVE del centro con el sureste peninsular.

La puesta en marcha del AVE en el corredor Madrid-Castilla La Mancha-Comunidad Valenciana permitirá viajar desde la capital española hasta Cuenca en unos 35 ó 40 minutos, hasta Valencia en 95 minutos y hasta Albacete en unas dos horas.

Renfe prevé transportar en 2011 más de 4,5 millones de pasajeros en este nuevo corredor, de los que en torno a 1,5 millones serán viajeros de la línea Madrid-Cuenca-Albacete y más de tres millones serán usuarios con destino a Valencia.