Público
Público

Los Príncipes se interesan por la candidatura de Tramuntana a Patrimonio de la UNESCO

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los Príncipes de Asturias han manifestado hoy su interés por la candidatura de la Sierra de Tramuntana mallorquina a ser declarada Patrimonio Mundial de la UNESCO, durante una audiencia celebrada con la presidenta del Consell de Mallorca, Francina Armengol y la consellera de Territorio, María Luisa Dubón.

En el último día de su estancia veraniega en Palma, Don Felipe y doña Letizia han recibido a las representantes del Consell de Mallorca en una audiencia celebrada esta mañana en el Despacho del Rey del Palacio de la Almudaina y han estado conversando sobre la candidatura alrededor de una hora.

La presidenta del Consell de Mallorca les ha entregado a los Príncipes una tarjeta de memoria con toda la información relativa a la candidatura y al finalizar la audiencia ha explicado a los medios de comunicación que también les han mostrado el libro de firmas en el que la institución insular está recabando apoyos a la propuesta y que ya han firmado 12.000 personas.

Armengol ha calificado la audiencia de "intensa" y "provechosa", y ha asegurado que los Príncipes "estaban muy informados" y se han mostrado "muy interesados", por lo que han profundizado mucho en el contenido de la propuesta.

Según la presidenta del Consell, ambos conocen la Sierra: "El Príncipe más porque lleva muchos años en Mallorca".

"Les hemos explicado en detalle la candidatura presentada por el Consell de Mallorca, que ya somos la única candidatura española y que en julio de 2011 es cuando se decide por parte de la UNESCO, que está analizando toda la documentación", ha señalado.

La presidenta del Consell ya solicitó al Rey el apoyo de la Casa Real a la candidatura durante la audiencia en la que fue recibida por don Juan Carlos el pasado 6 de agosto, tras la cual señaló que el monarca había considerado interesante la propuesta.

El Consell de Mallorca presentó en febrero la candidatura del paraje natural de la Serra de Tramuntana a ser considerado Patrimonio Mundial de Unesco en la categoría de paisaje cultural, basada en la excelente conservación de los vestigios y las huellas del paso de las distintas civilizaciones por su territorio.

La propuesta es para una zona núcleo de la sierra que se extiende 30.745 hectáreas y abarca localidades emblemáticas como Banyalbufar o Deià, y otro área llamada "de amortiguación", con 52.760 hectáreas terrestres y 25.857 marítimas.

La candidatura destaca los valores paisajísticos de la Sierra, la riqueza de su vegetación mediterránea y fauna autóctona, los pueblos, las "possessions" (fincas rústicas), centros religiosos, la herencia marítima, costumbres y formas de vida tradicionales y sus valores etnográficos y artísticos.

Entre los elementos característicos de la civilización islámica y la posterior cristianización que reúne la Tramuntana figuran los muros de "pedra en sec", sistemas hidrológicos como "síquies" o "aljubs", y otros valores etnológicos como las "cases de neu" para fabricar hielo, así como el cinturón de torres de defensa de los acantilados o los castillos "roquers" de Pollença y Alaró.

UNESCO confirmó en marzo la continuidad de la candidatura de la Serra de Tramuntana a Patrimonio Mundial, tras dar por buena toda la documentación presentada, más de mil folios, que serán analizados.

Los Príncipes pondrán fin hoy a sus vacaciones en Palma y reanudarán el jueves su agenda oficial en Madrid, con sendas audiencias a las comisiones ejecutivas de la Confederación Española de Jóvenes Empresarios, de la Asociación de Fundaciones Andaluzas y a una representación de los alumnos del máster de radio de la COPE.