Público
Público

Prisión bajo fianza de 12.000 euros para la etarra Aranalde

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco ha decretado el ingreso en prisión, eludible bajo fianza de 12.000 euros y por un delito de tenencia de explosivos, de la presunta etarra Maite Aranalde, que ayer fue entregada por Francia acusada de formar parte de un grupo de apoyo al "comando Donosti".

Además de esta causa, que se tramita en el Juzgado Central de Instrucción número 5, cuyo titular es Baltasar Garzón -que está de vacaciones y es sustituido por Velasco-, Aranalde está reclamada también por su presunta participación en la colocación de varios artefactos explosivos en gasolineras de Madrid y alrededores en 2004, en plena operación salida del puente de la Constitución.

Fuentes jurídicas han explicado que por esta última causa no se le han impuesto medidas cautelares puesto que Francia sólo ha entregado a Aranalde por el delito de tenencia de armas, y, por lo tanto, no puede acordarse ningún tipo de medida por otras causas.

Según han informado fuentes fiscales, la fiscal Susana Landeras había solicitado a Velasco que decretase la prisión provisional para la presunta etarra por la causa del 5, para evitar que pudiera quedar en libertad, y a la espera además de que Francia resolviese la orden de detención y entrega (OED) librada contra ella por los atentados de las gasolineras, que no causaron víctimas.

Sin embargo, Velasco le ha impuesto la fianza de 12.000 euros al tener en cuenta una sentencia dictada por la Audiencia Nacional que absolvió a uno de los coimputados por el delito de tenencia de explosivos.

Para evitar que Aranalde quede en libertad y pueda darse a la fuga mientras Francia resuelve otras OED pendientes, la Fiscalía había pedido a Velasco que la devolviese al país galo a la espera de una respuesta de las autoridades francesas respecto a esa órdenes, aunque, según fuentes fiscales, no ha accedido a esa petición.

Además de estas dos causas, la presunta etarra está reclamada por otra abierta en el Juzgado Central de Instrucción número 2 por colaboración con organización terrorista, aunque su defensa ha aportado la sentencia dictada en junio de 2008 por la Cámara Correccional del Tribunal de Gran Instancia de París que la condenó a seis años de prisión por asociación de malhechores con fines terroristas.

Aranalde, que ya se encuentra en prisión, fue trasladada ayer desde Francia, país al que huyó en 2002 cuando se desarticuló la infraestructura del grupo de apoyo "talde K-Zelatun" y su entramado del que supuestamente formaba parte.

La presunta etarra, nacida en Ibarra (Guipúzcoa) en septiembre de 1982, fue detenida en marzo de 2005 en una localidad próxima a Montpellier en un apartamento junto a Iñaki Arietaleaniz Tellería y Haymar Altuna Ijurco, condenados también en Francia por asociación de malhechores.