Público
Público

El PSC relativiza el déficit, mientras ICV y ERC lo justifican por la crisis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El PSC ha relativizado las cifras de la auditoría a la Generalitat al entender que se ha cambiado el método de cálculo, mientras que sus dos socios en el anterior gobierno tripartito, ICV-EUiA y ERC, han justificado estos datos por la caída de ingresos y el mantenimiento de las políticas sociales.

La auditoría realizada por la firma Deloitte a la Generalitat confirma un déficit en 2010 del 4,2% del PIB, que suma 8.352 millones de euros, según ha informado hoy el conseller de Economía, Andreu Mas-Colell, en rueda de prensa.

La portavoz adjunta del PSC en el Parlament, Laia Bonet, ha respondido en una rueda de prensa en la cámara catalana que este informe "no aporta nada de nuevo", es "perfectamente explicable" y que no puede atribuirse ni al gobierno anterior ni al actual.

Según Bonet, el déficit del 4,2% "responde a un cambio en cómo se computa este déficit, que lo ha decidido la Intervención General de la Administración del Estado" y que, ha recordado, deben cumplir todas las administraciones.

La portavoz de ICV-EUiA en el Parlament, Dolors Camats, ha justificado en cambio estas cifras por la caída de ingresos de la Generalitat debido a la crisis económica y a la apuesta del anterior gobierno tripartito en políticas sociales para paliar las "necesidades de los que estaban sufriendo más" esta situación.

Camats ha lamentado, además, que el ejecutivo catalán utilice este informe para "justificar recortes sociales y ajustes draconianos" sin contemplar, en cambio, una política fiscal progresiva que garantice más ingresos a la Generalitat.

"Si tan grave es la situación del déficit, ¿cómo se plantea CiU y el Govern la supresión del impuesto de sucesiones sin ningún tipo de vergüenza?", se ha preguntado la diputada ecosocialista.

En la misma línea que los ecosocialistas se ha pronunciado la portavoz de ERC en la cámara catalana, Anna Simó, al afirmar que "no se pueden desvincular las cuentas de la Generalitat de la situación de crisis económica, de la caída de ingresos y de la deslealtad del gobierno del Estado a la hora de repartir las cargas" entre administraciones y mantener, al mismo tiempo, las políticas sociales.

Simó ha aseverado, por otro lado, que durante el primer gobierno tripartito, en el 2004, se encontraron con un déficit de 1.264 millones de euros correspondientes a la liquidación del 2003 y un endeudamiento total de 17.363 millones de euros que, ha precisado, obligó a poner en marcha un plan de estabilización de la deuda.

Para el PPC, "es más necesaria que nunca" la comparecencia del titular de Economía en el Parlament, ante unas cifras "muy preocupantes" debido a la "ineficaz gestión" del anterior ejecutivo catalán, ha opinado su portavoz, Enric Millo.

Desde Ciutadans (C's), la diputada Carmen de Rivera ha reclamado explicaciones al expresidente de la Generalitat, José Montilla, y al anterior titular de Economía, Antoni Castells, sobre "esta situación tan grave, casi de quiebra" de las finanzas de la Generalitat.