Público
Público

El PSOE destaca que los ciudadanos son los grandes beneficiarios del sistema

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El portavoz del PSOE en la Comisión de Economía del Congreso, Francisco Fernández Marugán, ha señalado hoy que el nuevo modelo de financiación autonómica es un buen sistema porque los ciudadanos son los grandes beneficiarios del mismo.

Marugán se ha pronunciado así durante la comparecencia en la Cámara Baja de la vicepresidenta económica, Elena Salgado, para explicar el modelo de financiación aprobado el pasado 15 de julio por el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF).

Para el portavoz socialista, estamos ante un buen modelo porque aumenta la capacidad de autonomía financiera de las comunidades, y porque garantiza a todas las regiones igual financiación por habitante en la prestación de los servicios públicos fundamentales.

"El sistema no sólo se preocupa de igualdad y suficiencia, sino que entra también en el territorio de la solidaridad", ha añadido Marugán, quien ha recordado las deficiencias del modelo vigente.

Para el portavoz del PSOE, el nuevo sistema sitúa a las comunidades autónomas en "la mayoría de edad fiscal", porque les concede más autonomía y poder tributario.

Ha criticado además la intervención del portavoz del PP, Cristóbal Montoro, quien, a su juicio, no ha hecho ni una sola aportación positiva y se ha limitado "a repetir la letanía de esa visión apocalíptica que va a ocurrir: más déficit, impuestos y más crisis".

Por último, se ha preguntado a quién representa Montoro después de que los consejeros de Economía de las comunidades gobernadas por el PP se abstuvieran en la votación del modelo en el CPFF.

Por el PNV, su diputado Pedro Azpiazu ha sugerido que se convoque la Comisión Mixta que vigila el sistema de cupo del País Vasco para evaluar las implicaciones que el nuevo sistema de financiación autonómica pueda tener en Euskadi.

El portavoz de ERC, Joan Ridao, se ha mostrado partidario de esperar a leer "la letra pequeña" porque su partido "no está para hacer ningún acto de fe", aunque ha señalado que se trata de un acuerdo razonable, tanto en el modelo como en las cifras.

Ridao ha negado que el sistema sea "un traje a medida" de Cataluña, como ha sugerido el PP, y ha dicho que esta comunidad "ha cambiado de sastre y de indumentaria", porque el modelo anterior era "indecoroso", un "auténtico desastre" y "expoliador" de esa comunidad autónoma.

También le ha reprochado al PP que alimente la "catalanofobia", intentando "pescar en el río revuelto de las tensiones territoriales".

Por su parte, el portavoz de ICV, Joan Herrera, ha considerado el acuerdo "justo, digno, transparente y solidario", y ha agregado que desde Cataluña se ha dicho que sí al modelo "cuando la propuesta era realmente positiva".

Ahora viene, ha proseguido, la segunda parte, que se debe centrar en cómo conseguir más recursos, para lo que Herrera ha abogado por una reforma fiscal.

La portavoz de CC, Ana Oramas, ha señalado que Canarias "no puede estar cómoda" con el nuevo sistema, a pesar de que esta comunidad votó a favor en el CPFF.

Oramas ha precisado que no se han tenido en cuenta la extensión de su territorio marítimo ni el coste de la prestación de los servicios básicos de las islas.

La diputada de CC ha considerado débil el nuevo sistema y ha precisado que Canarias va a estar por debajo de la media en la financiación per cápita, en lo que ha coincidido con el portavoz del BNG, Francisco Jorquera, quien ha destacado que Galicia también estará por debajo y ha pedido una "cesta propia" de impuestos para su comunidad.

A juicio de Jorquera, con este modelo Galicia seguirá perdiendo posiciones relativas que se acentuarán con el paso de los años por el peso determinante de la población que ha pedido sea compensado en el caso de Galicia por otros factores, como la dispersión, el envejecimiento de la población o de los emigrantes.