Público
Público

PSOE: "Ni un euro público más a Bankia si los gestores no van al Congreso"

"Un banco así no se va al garete en un año", afirma Alfredo Pérez Rubalcaba

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ni un euro público más para Bankia si sus gestores no comparecen ante el Parlamento para dar explicaciones. Así de tajante se mostró Alfredo Pérez Rubalcaba en Asturias sobre la situación del banco .

El secretario general del PSOE dijo este sábado en Asturias, durante la toma de posesión de Javier Fernández como nuevo presidente del Principado, que si antes pedía que sobre Bankia se depuren responsabilidades en el Parlamento, ahora lo exige, y que hasta que no las haya su partido no avalará que se dé 'ni un euro público más' para la reestructuración de la entidad bancaria.

'El Partido Socialista no avalará la presencia de un euro público más en Bankia si no sabemos lo que ha pasado, de quién es la culpa y cómo se va a resolver esto', subrayó el jefe de la oposición.

'Tienen que ir al Parlamento los gestores, tanto los anteriores como los de ahora, porque un banco así no se va al garete en un año', dijo el líder socialista. Deben comparecer en sede parlamentaria, según Rubalcaba, también quien ha llevado la responsabilidad del Banco de España

Rubalcaba dijo también que no quiere 'recorrer un camino en el cual las pérdidas se socializan y los beneficios se privatizan'.

El secretario general del PSOE apuntó que si hace quince días dijo que la gestión de Bankia había sido desastrosa, ahora ya se queda sin calificativos para denominar qué ha pasado en esa entidad bancaria.

'No se me ocurre ninguna manera de hacerlo peor', señaló acerca de las soluciones aportadas por el Gobierno. 'Primero fueron 4.500 millones, luego 7.500, el miércoles el ministro en el Parlamento habló de 10.000 millones y hoy nos sale el presidente de Bankia con 23.000 millones', recordó el político socialista.

Rubalcaba ha dicho que 'el resultado es lógicamente la incertidumbre en los ahorradores, con la que está cayendo', y que los ciudadanos están 'cada vez más irritados'.