Público
Público

El PSOE no titubeará con los PGE y dice que el acuerdo con el PNV es "un mal trago" para el PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La secretaria de Organización del PSOE, Leire Pajín, ha asegurado hoy que el Gobierno no titubeará ni se saldrá de la hoja de ruta marcada en su plan económico, y ha valorado el acuerdo con el PNV para los presupuestos generales del Estado de 2011, que supone "un mal trago" para el PP.

En rueda de prensa posterior a la reunión de la Ejecutiva Federal, Pajín ha dejado claro que el pacto con el PNV en materia presupuestaria está desligado de la lucha antiterrorista, que "sigue su propio cauce", y ha subrayado que el PSOE no permitirá que haya "sospechas políticas" en este sentido.

Además, según ha dicho, el lehendakari, Patxi López, ha estado informado de la evolución en las negociaciones, ha opinado y ha tenido un papel importante en las conversaciones con los nacionalistas vascos.

Después de negar rotundamente que el acuerdo incluya cesiones "ocultas" al PNV, tal y como sugieren algunos dirigentes del PP, Pajín ha recordado que es un acuerdo tan legítimo como los alcanzados por los gobiernos de José María Aznar con los nacionalistas catalanes y vascos.

El PP conoce el "compromiso inequívoco con la lucha antiterrorista" del PSOE, con el que está gobernando en el País Vasco, ha recordado Pajín.

La dirección socialista, ha explicado, entiende que el acuerdo no sólo permitirá la aprobación de los PGE de 2011, los "más importantes de los últimos años", sino que también facilitará el impulso de las reformas "tan necesarias" para salir reforzados de la crisis y generar empleo.

Consciente de que el entendimiento "ha sido un mal trago para el PP", que "hubiera preferido que la legislatura se acabara pronto", Pajín ha insistido en que el acuerdo es bueno para el país. "Y si es malo para el señor Rajoy, peor para él", ha juzgado.

Ha aprovechado para contraponer la responsabilidad del PNV y de Coalición Canaria "con todo el país" a la "irresponsabilidad" del líder del PP, Mariano Rajoy, que ha estado "escondido y esperando" a que no hubiera acuerdo para "tumbar" los presupuestos y al Gobierno.

Una "actitud cobarde" que el PSOE denunciará, aunque, según Pajín, los socialistas también están dispuestos a abrir un diálogo con el principal partido de la oposición, dedicado, a su juicio, a "buscar y rebuscar grietas" para debilitar a José Luis Rodríguez Zapatero.

El jefe del Ejecutivo ha presidido hoy la reunión de la dirección federal, donde ha analizado el acuerdo presupuestario con los nacionalistas vascos y canarios, ha hablado de la estabilidad política y ha lanzado un mensaje de responsabilidad y confianza.

Pajín ha apreciado que ahora los socialistas tienen tiempo suficiente y estabilidad política para afrontar todas las reformas puestas en marcha y las que todavía no se han aprobado, como la del sistema público de pensiones.

Y ha sostenido que el PSOE va a cumplir "con todos sus compromisos".

No ha ahorrado críticas al PP y a su presidente, cuya única "receta para salir de la crisis y para España", de acuerdo con la apreciación de la "número tres" socialista, es la misma: "No hacer nada, a ver si así consigue no desgastarse e intenta llegar a la Moncloa".

"Mientras algunos sólo esperan el deterioro del país para intentar ganar las elecciones, otros estamos empeñados en sacar al país de la crisis", ha apostillado.

En este contexto, se ha preguntado "¿de qué les sirve a los ciudadanos tener al principal partido de la oposición de brazos cruzados?" y a todos sus diputados "sin propuestas, sin hoja de ruta y sin voluntad para hacer nada".

"Titubear o salirnos de la hoja de ruta sólo serviría para perder tiempo y no asumir la responsabilidad que tenemos con nuestro país", ha zanjado.

Respecto al papel de los socialistas vascos en el acuerdo con el PNV, Pajín ha afirmado que han estado plenamente involucrados y ha opinado que el pacto beneficiará a todos los ciudadanos de Euskadi, habida cuenta de que permite un mayor desarrollo estatutario.

Así, ha interpretado que "nunca hubo un cambio tan profundo en tan poco tiempo" en el País Vasco, que además está liderando un lehendakari socialista.

Ha recordado que Patxi López tenía el desarrollo del Estatuto de Gernika entre sus principales retos de la legislatura, una meta en la que el PNV también se ha implicado ahora.

Tras señalar que este proceso está en consonancia con lo defendido por los socialistas desde la aprobación del Estatuto, Pajín ha defendido la coherencia del acuerdo con el PNV y ha eludido opinar sobre las declaraciones del secretario de Coordinación de Áreas del PSE-EE, Mikel Torres, quien ha reconocido que "igual" el PSOE ha "traspasado alguna línea roja".