Publicado: 20.12.2013 14:41 |Actualizado: 20.12.2013 14:41

El PSOE pedirá que el voto del aborto sea secreto y apelará a "la conciencia" de las diputadas del PP

Elena Valenciano denuncia que la reforma de la ley es "innecesaria, cínica e injusta" y advierte de que "golpea la autonomía de las mujeres".

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha adelantado hoy que su partido apelará a la "conciencia y sensibilidad" de las 76 diputadas del PP y pedirá a este partido libertad de voto para ellas con el objetivo de que no salga adelante la reforma de la Ley del Aborto. Valenciano ha hecho estas declaraciones tras una reunión de urgencia con miembros de la dirección del partido ante la aprobación del anteproyecto de la reforma de la Ley del Aborto por el Consejo de Ministros, y ha señalado que, además de movilizaciones y otras medidas para impedir su aprobación, solicitarán el voto secreto en el Congreso.

Preguntada sobre si el PSOE conoce una posible postura contraria a la reforma de alguna parlamentaria del PP, ha reconocido no saberlo, pero ha insistido en que apelarán a las diputadas y también a los diputados del PP, al considerar que será más fácil para éstos decidir "en conciencia" si el voto es secreto.

Valenciano ha criticado el "absoluto oscurantismo" del Gobierno durante la elaboración del texto de la reforma, por lo que ha pospuesto una valoración más profunda cuando se conozca su contenido. No obstante, ha asegurado que el objetivo del PP es acabar con el derecho de las mujeres a decidir sobre su maternidad y ha incidido en que con la nueva ley se va a "asestar un golpe muy duro a la ya difícil vida de muchas" de ellas. La responsable socialista se ha mostrado convencida de que el "evidente retroceso" que supone la reforma será rechazado por la inmensa mayoría de las mujeres y ha lamentado que el Gobierno no se preocupe "por los vivos". A su juicio, se trata de una ley "innecesaria, cínica e injusta", que "golpea la autonomía de las mujeres".

Valenciano ha anunciado que el PSOE se va a opone "radicalmente" a cualquier modificación de la actual normativa "con la palabra, en el Parlamento, con movilizaciones, con todo lo que un partido desde la oposición puede hacer y con todos los instrumentos del Estado de Derecho".

Por su parte, la secretaria de Igualdad, Purificación Causapié, ha pedido a las diputadas del PP que piensen como mujeres en que "ellas también querrían y quieren" seguir teniendo el derecho a decidir sin son madres o no y sobre su libertad sexual y reproductiva. La responsable socialista de Igualdad ha destacado que con la reforma el PP quiere "congraciarse con el ala más extrema del partido y de sus votantes", a costa de los derechos de la mayoría de los ciudadanos. Causapié ha criticado que las mujeres vuelvan a ser "moneda de cambio" en un tema sobre el que se creará desigualdad, ya que las más pobres pondrán en riesgo su salud al condenarlas a abortos clandestinos, que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), provocan la muerte de 47.000 personas al año. "No queremos que las mujeres (españolas) incrementen estos datos en el futuro", ha enfatizado Causapié, quien ha recordado el lema "nosotras parimos, nosotras decidimos", que "desgraciadamente" vuelve a estar de actualidad con el PP. La secretaria de Política Social, Trinidad Jiménez, ha recordado que en 2010, siendo ministra de Sanidad, el PSOE aprobó la actual ley para adaptar la legislación a las recomendaciones de Naciones Unidas, OMS y Unión Europea, ofreciendo "más garantías a las mujeres y a los profesionales".

El coordinador general de IU, Cayo Lara, ha advertido de que su formación "dará la batalla" si el Gobierno sigue adelante con su reforma de la ley del aborto, una modificación legislativa que, a su juicio, supone una "involución de treinta años" en los derechos de las mujeres. En un encuentro con periodistas en Torrelavega (Cantabria), Lara ha defendido que la interrupción voluntaria del embarazo está asumida por la sociedad española de una "manera normalizada", por lo que ha calificado la reforma como "un paso atrás" del Gobierno "forzado por los sectores más conservadores", que confía en parar. Y ha rechazado el argumento del Ejecutivo de que tiene que aprobar esa modificación al tratarse de un compromiso electoral, ya que, según el coordinador general de IU, sobre este asunto, el programa del PP solo contiene "una ambigüedad". "A ver si va a resultar que el Partido Popular lo único que va a cumplir de su programa electoral es lo del aborto, cuando no está cumpliendo ninguno de los compromisos y promesas que hizo con los ciudadanos en la campaña", ha censurado Lara.

Por otra parte, la consejera andaluza de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, también ha señalado que la reforma de la Ley del Aborto que promueve el Gobierno será "un serio retroceso" en igualdad y respecto a la toma de decisiones para las mujeres, que alejará la normativa en España de su entorno europeo. La titular de Igualdad de la Junta de Andalucía ha declarado a los periodistas que la actual ley tiene una concepción "muchísimo más amplia" en el ámbito de la salud sexual, reproductiva y de interrupción voluntaria del embarazo. "Para nosotros es muy importante que se respete lo que establece la [actual] ley, que la mujer tenga una voz determinante en su salud sexual y en su salud reproductiva, por lo tanto también en la interrupción voluntaria del embarazo", ha sentenciado Sánchez Rubio.

La consejera ha añadido que todo lo que vaya en contra de eso supondrá "un retroceso", al eliminar una ley de plazos similar a la que tienen muchos países del entorno europeo. En este sentido, ha insistido en que volver a supuestos, que en algunos casos serán todavía "más restrictivos" que los tenía la Ley de 1985, situará a España con anterioridad a esa norma y es un retroceso para la igualdad de las mujeres y su toma de decisiones. A su juicio, la reforma se une a otras, como la que limitará el acceso a las técnicas de reproducción, que no tienen "nada que ver" con la situación económica, sino que son "de tipo ideológico" y para restringir libertades y derechos.

En la misma línea, el PNV considera que la reforma de la ley del aborto que plantea el PP responde a presiones de sectores "muy reaccionarios" y ha recordado que la actual normativa se aprobó con un "amplio consenso" en el Congreso de los Diputados y en la sociedad. La presidenta del PNV de Bizkaia, Itxaso Atutxa, ha afirmado, en una entrevista en Radio Euskadi, que su partido apoya la actual ley, que permite la interrupción del embarazo libremente hasta la semana 14, y ha expresado su "preocupación" por la reforma del PP, que restringe los casos a un sistema de supuestos. "Defendimos y defendemos el derecho de las mujeres a decidir sobre su vida sexual y reproductiva, sin dejarlo en manos de terceros, así como su capacidad de separar ambos ámbitos", ha dicho, y ha puntualizado que se trata de un asunto de "salud pública y de derechos".

La portavoz del BNG en el Congreso, Olaia Fernández Davila, ha tachado de "machista" y "paternalista" la reforma de la Ley del Aborto porque, a su juicio, impone a las mujeres qué hacer y no les deja decidir sobre su maternidad. "Se cree con derecho a imponer lo que las mujeres deben hacer y decidir, como si fuésemos tontas y no pudiésemos decidir por nosostras mismas sobre nuestros cuerpos. Es de una ranciedad sin límites", ha criticado la nacionalista gallega, quien también ha acusado al Gobierno de "llevar a las mujeres de nuevo a un periodo negro" con esta reforma que supone "un paso atrás y una involución sin precedentes en materia de derechos de las mujeres".

En su opinión, la ley socialista situó a España en la línea de los países europeos desarrollados en esta materia, aparte de que está proporcionando seguridad sanitaria y jurídica a las mujeres que deciden interrumpir de forma voluntaria su embarazo. "El Gobierno del PP obvia los razonamientos, desatiende las necesidades de las mujeres, y únicamente se mueve por criterios ideológicos reaccionarios, recalcitrantes, para contentar a los sectores más ultra y para cumplir con los deseos de la Conferencia Episcopal", ha sentenciado.

Twitter

La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha vuelto a la red social de Twitter —nueve meses después de desactivar su cuenta— para protestar contra la reforma de la ley del aborto aprobada este viernes por el Consejo de Ministros. "Vuelvo a Twitter porque si hay una causa por la que no dejaré de luchar nunca es la causa de las mujeres #AbortoLibre", ha publicado la número dos del PSOE en su nueva cuenta oficial, que en pocos minutos ha sumado cientos de seguidores.  Su primer tuit ha sido para publicar una imagen con una foto suya sobre fondo morado y una exigencia al Gobierno de Mariano Rajoy: "Queremos volver a ser libres", que acompaña con la etiqueta '#AbortoLegal'".

La vicesecretaria general del PSOE cerró el pasado 1 de marzo su cuenta personal de esta red social por los ataques que decía que habían recibido sus hijos. "Dentro de media hora saldré de Twitter. Algun@s han empezado a perseguir a mis hij@s y ese sí es el límite", explicó la dirigente, que decidió dejar de escribir en esta red "para poder protegerles".Valenciano abrió su cuenta de Twitter el 10 febrero de 2011 y en estos años había lanzado casi 9.000 tuits y había llegado a alcanzar 50.881 seguidores.Desde entonces, ha mantenido activa su cuenta de Facebook, donde este viernes también ha criticado la nueva ley, que deroga la ley de plazos instaurada por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, y que, según ha denunciado, hace retroceder a España "100 años".