Público
Público

Rajoy acusa al Gobierno de organizar una "subasta"

Advierte a Zapatero de que no puede "improvisar, hacer una chapuza y situarse en el corto plazo"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha acusado hoy al Gobierno de organizar una 'subasta' para negociar el nuevo modelo de financiación y le ha advertido de que no puede 'improvisar, hacer una chapuza y situarse en el corto plazo', sino que debe resolver los problemas 'con sentido común'.

Durante un acto de su partido en la localidad malagueña de Estepona, Rajoy ha lamentado que el Ejecutivo socialista haya sido incapaz en cuatro años de resolver el debate de la financiación, cuando para repartir los recursos entre las comunidades sólo hace falta fijar un criterio, 'el que sea', y consensuarlo con transparencia.

Justamente lo contrario, ha dicho, es lo que está haciendo el Gobierno, que ha organizado una 'subasta', 'llama por teléfono' a algunas personas, 'no acuerda nada' y al final 'nadie sabe nada'.

'No se puede improvisar, hacer las cosas por debajo de la mesa, o con el 'a ver si te callo dándote cincuenta millones de euros más'', ha recalcado, antes de añadir que el Gobierno no debe situarse 'en el corto plazo y generar problemas que, con un poco de sentido común, podrían resolverse perfectamente'.

Rajoy ha propuesto varias recetas al Ejecutivo para cerrar el nuevo modelo, la primera fijar un criterio para distribuir los recursos entre las autonomías que se pacte entre todas ellas y se acepte por unanimidad y, sobre todo, que garantice la igualdad de todos los ciudadanos a la hora de recibir las prestaciones.

Un criterio, además, que no traiga como consecuencia una nueva subida de los impuestos 'que ahogaría mucho más la economía'.

'Con transparencia', ha insistido, se puede fijar ese criterio de reparto (por ejemplo, en función del número de habitantes), aunque luego se discuta y se corrijan factores propios de cada región como la edad de la población o la dispersión.

'Eso dice el sentido común, y no hay que ser muy listo para saber que es así; pues lo que está haciendo el Gobierno es exactamente lo contrario', ha reiterado.

Ha explicado, a este respecto, que esta misma mañana ha hablado por teléfono con varios presidentes autonómicos del PP que le han trasladado que, a falta de unos pocos días para cerrar el modelo de financiación y de ser convocados al Consejo de Política Fiscal y Financiera, aún no saben ni qué criterio baraja el Gobierno para el modelo, ni cuánto dinero se va a repartir, ni qué cantidad le corresponde a su propia comunidad.

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha señalado que el acuerdo sobre financiación autonómica está 'muy cerca' y ha asegurado que el modelo quedará cerrado la próxima semana.

En declaraciones a Onda Cero, Fernández de la Vega ha indicado que se está muy cerca de que el acuerdo se produzca este fin de semana, para convocar el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) la próxima semana, como se comprometió el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Tras mostrarse convencida de que habrá acuerdo, ha señalado que todas las comunidades estarán contentas con el nuevo sistema y ha negado que se haya pactado la financiación 'a espaldas de nadie'.

'Estamos haciendo un ejercicio de absoluta transparencia', ha indicado De la Vega, quien ha señalado que la vicepresidenta económica, Elena Salgado, está 'hablando con todos los consejeros y presidentes' porque el 'debate y el acuerdo' es con 'todos', algo -ha subrayado- que no sucedió en el pasado.

'Todos van a saber lo que reciben ellos y los demás', ha añadido la vicepresidenta, quien ha considerado 'legítimo' que en los momentos finales de una negociación 'tan complicada' se produzcan 'estirones' por parte de los presidentes autonómicos. 'El Gobierno tiene en cuenta las necesidades de todos, (...).

Estamos defendiendo un modelo que va a ser más justo, equilibrado y que va a permitir que las comunidades tengan más dinero' para dar respuesta a la sanidad, la educación y los servicios sociales.

 Ha considerado además 'muy irresponsable' la actitud del PP al querer 'poner el dedo en Cataluña' por demandar más recursos y ha recordado que esta comunidad, junto con la valenciana y Madrid, estaba aportando en el modelo actual más que el resto, ya que son las más ricas.