Público
Público

Rajoy otea un inminente cambio de rumbo pese a reconocer que "estamos peor que hace un año"

El presidente del Gobierno asegura en un encuentro con empresarios que España está "en el umbral de invertir la situación económica"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Dos días compareciendo en público —hecho inédito— han servido para certificar que a Mariano Rajoy, presidente del Gobierno, parece importarle poco las aparentes contradicciones de su diScurso: este lunes habló de 'horizontes de recuperación económica' pese a reconocer que los más de seis millones de parados indican que en materia laboral 'estamos peor que hace un año'.

¿Cómo es posible si el propio Gobierno ha reconocido que la salida de la crisis no empezará a vislumbrarse hasta 2016? Para el presidente pese a que los recortes y 'las reformas estructurales' no dan resultado, hay 'hechos' que certifican el cambio de rumbo del país. Es más, pese a que los resultados no son visibles, Rajoy reiteró su apuesta por no bajar la intensidad en este cambio, ya que esta legislatura debe ser la del proceso permanente de reformas.

'Lo importante es no perder el rumbo', señaló el presidente Rajoy en la clausura de la asamblea del Instituto de la Empresa Familiar, donde repasó los ajustes que seguirá aplicando el Gobierno en los próximos meses, todas ellas incluidas en el plan nacional que aprobó el Gobierno el viernes pasado.

Rajoy aseguró que España está 'en el umbral' de invertir la situación económica con bases para conseguirlo 'cada vez 'más sólidas'. 'Sin alharacas, sin triunfalismos que a nada bueno conducen, manteniendo el rumbo y la intensidad en el esfuerzo, seguiremos trabajando por dejar atrás la recesión económica y darle a la sociedad española fundados motivos para recuperar la esperanza', dijo.

Rajoy se preocupó durante su intervención de ponerse la venda: 'Desde el principio advertí de que darle la vuelta a la situación económica no iba a ser fácil ni rápido', añadió. Reconoció que algunos datos no son buenos, como los del empleo, que no han sorprendido al Gobierno y que, además, se convierten en 'el mayor incentivo' para aplicar su política. Además, recordó que ya advirtió que la recuperación sería difícil y que nunca ha hablado de brotes verdes 'prematuros'.

En materia de impuestos insistió en que no le gusta subirlos, como ha tenido que hacer, pero recalcó que la intención del Gobierno es bajarlos 'cuando haya la más mínima posibilidad' algo que confía que ocurrirá en esta legislatura.