Público
Público

La recapitalización de la banca le cuesta al Estado 7.551 millones

El Gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, asegura que "se ha completado el proceso, se ha cumplido el calendario exigido y todas las entidades cumplen con el nivel exigido"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El proceso de recapitalización del sistema financiero español ha costado al Estado, a través del Fondo de Reestructurción Bancaria Ordenada (FROB), 7.551 millones de euros. El sector privado ha contribuido, por su parte, con 5.838 millones, según datos dados a conocer por el Gobernador delBanco de España, Miguel Ángel Fernández Ordoñez. Sumando ambas cifras eleva a 13.389 millones el coste total de reestructuración.

Con todo, la cantidad se sitúa por debajo de los 15.152 millones de euros previstos. Este descenso se produce por la salida a bolsa, este verano, de Bankia y Banca Cívica, un movimiento que permitió reducir sus exigencias de capital principal, que ya no son del 10%, sino del 8%.

'Hoy, a 30 de septiembre, se ha completado el proceso, se ha cumplido el calendario exigido y todas las entidades cumplen con el nivel exigido', ha señalado Fernández Ordoñez, quien ha hecho un balance positivo del proceso porque ha permitido redimensionar el sector 'después de la borrachera que se produjo entre los años 1994 y 2006, y que hizo que el sector creciera por encima de lo que el país se podía permitir'.

El redimensionamiento ha sido especialmente intenso en el sector de las cajas de ahorros, que ha pasado de 45 a 15 entidades, y con un fuerte recorte de plantillas y oficinas.

BMN y Liberbank tienen una prórroga de 25 días para completar su plan de recapitalización

El Gobernador del Banco de España ha señalado que, de las 114 entidades que se examinaron, 13 precisaban ampliar su capital principal con la fecha límite de este viernes. Las autoridades han concedido un plazo adicional de 25 días a dos entidades, BMN y Liberbank, para completar su plan de recapitalización.

Del resto de entidades, cuatro bancos han optado por recapitalizar sus matrices, por ampliar capital o por acometer operaciones corporativas. Tres grupos han pedido ya la entrada del FROB para alcanzar las nuevas exigencias de capital, como son las catalanas CatalunyaCaixa y Unimm y la entidad gallega NCG Banco.

La primera, formada por Caixa Catalunya, Manresa y Tarragona, había pedido al FROB que aportara unos 1.718 millones de euros al banco creado por la entidad, lo que le daría el 90% del capital.

Por su parte, las necesidades de capital del banco de Unnim (Caixa Terrasa, Caixa Sabadell y Manlleu) se cifraban en 568 millones de euros, en tanto que al NCG Banco, entidad que asume las competencias financieras de Novacaixagalicia, se calculaban unas necesidades de 2.600 millones de euros.

Tras la entrada del FROB, el estado tendrá el 100% del capital de Unimm y el 93 %de NCG.

Otra de las entidades analizadas que requería mejorar sus ratios de capital era Caja EspañaDuero, que avanza en su fusión con Unicaja.

Por último, la CAM se encuentra en pleno proceso de adjudicación tras haber sido intervenida por el Banco de España y recapitalizada por el FROB. 'La gran diferencia con el resto es que la CAM no es viable', dijo Fernández Ordóñez, quien tuvo duras palabras para la entidad y para sus anteriores gestores.

Los administradores del Banco de España despidieron esta semana a la directora general, María Dolores Amorós, que según se desveló hace unos días cobraba una retribución anual de 593.040 euros, además de una renta vitalicia de 369.497 euros por ejercicio.

Sobre ella pesa la sospecha de haber buscado 'el beneficio propio, falsear las cuentas y realizar una gestión deficiente' cuando fue directora general.

'La CAM es lo peor de lo peor', afirmó hoy en la rueda de prensa el gobernador, quien reconoció que, como persona, la información que estaba saliendo sobre los anteriores gestores de la CAM le parecía 'escandlosa'. El supervisor no ocultó además que al final, la intervención y subasta de la CAM le pueda costar dinero al contribuyente.

'Pero no podemos actuar con las tripas. Hay un protocolo que tenemos que seguir de manera exquisita y escrupulosa', que pasa por intervenir la caja, estabilizar sus cuentas, echar a los administradores e investigar si hay indicios de delito, explicó.