Público
Público

El régimen libio se tambalea tras perder el control de la zona oriental

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El régimen de Muamar al Gadafi se tambalea, después de perder el control de la zona oriental del país, según diversas fuentes, mientras se extiende el temor por un éxodo masivo de refugiados libios y comienzan las evacuaciones de extranjeros.

El dimitido ministro de Justicia, Mustafa Abdel Yalil, aseguró hoy que la zona oriental del país "ha sido liberada totalmente del control" de Gadafi, mientras oficiales del Ejército de Al Yabal al Ajdar, en el noreste y cuya capital es Al Baida, anunciaron que se han unido a la revolución.

"Nosotros los oficiales y los soldados de las fuerzas armadas en la dirección de la zona de Al Yabal al Ajdar anunciamos nuestra unión total a la revolución popular", dijo hoy un portavoz militar en un vídeo difundido por las televisiones Al Yazira y Al Arabiya.

Activistas y testigos confirmaron a la cadena qatarí que "el tercio nororiental de Libia "ha sido liberado" y está en poder de "los revolucionarios" y que se han formado comités populares para proteger y gobernar las ciudades.

Según el ex ministro Yalil, los jóvenes revolucionarios en Al Baida han detenido al menos a cuatrocientos mercenarios de Chad y Níger, al tiempo que confirmó que comités locales protegen las propiedades públicas y privadas en la zona oriental del país.

Al Yazira mostró además imágenes de habitantes de la ciudad de Bengasi que celebraban con canciones y fuegos artificiales lo que llamaban la liberación de esta ciudad de los seguidores del régimen de Gadafi y de los mercenarios.

Según esta cadena, los revolucionarios ya dirigen las emisoras de radio de Bengasi, Al Baida, Darna y Aydabia, todas en el este del país, mediante las cuales emiten comunicados a favor de la revolución e instrucciones a los jóvenes para que protejan las instituciones públicas.

El responsable de relaciones generales del Ministerio de Interior libio, Naji Abu Hrus, advirtió, por su parte, de que en Derna y Al Baida se había proclamado la creación de "un emirato islámico", en clara referencia a que el régimen había perdido su control.

Previamente, en Roma, el ministro de Asuntos Exteriores de Italia, Franco Frattini, había confirmado que la región de Cirenaica, en el noreste, ya no estaba en poder del Gobierno de Muamar al Gadafi y consideraba que la cifra de muertos durante las protestas se acercaba al millar.

La violencia y el caos de los últimos días ha generado el temor a que se produzca un éxodo masivo desde Libia, especialmente en Italia, donde Frattini advirtió hoy de que podrían llegar hasta los 400.000 los inmigrantes que salgan de ese país en los próximos días si cae el régimen de Gadafi.

La preocupación ha llevado a reunirse hoy en Roma con carácter extraordinario y a petición de Italia a los ministros de Interior de la zona mediterránea, para analizar la situación.

Según el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), hay un flujo regular de personas procedentes de Libia hacia la frontera con Túnez, aunque la mayoría parecen ser inmigrantes tunecinos que regresan a su país.

La portavoz de ACNUR, Sybella Wilkes, informó a Efe que también hay libios y personas de otras nacionalidades, y destacó que tanto la fronteras de Libia con Túnez y Egipto permanecen abiertas.

Wilkes declinó hacer una estimación del número de libios que quieren dejar el país por la violencia: "no tenemos cifras", dijo.

ACNUR ha enviado a dos equipos de especialistas a la frontera libio-tunecina, y un tercero a la frontera con Egipto, que se encargarán de evaluar la situación de los refugiados.

Mientras tanto, los gobiernos occidentales se aprestan a evacuar a sus ciudadanos, por vía aérea o marítima: Francia o Rusia ya han comenzado las repatriaciones, mientras que la Unión Europea en bloque, EEUU y China han anunciado que lo harán en las próximas horas.