Público
Público

Registrado un seísmo más potente junto al almacén de gas

Con 4,2 grados en la escala Richter, supera en tres décimas al que tuvo lugar este lunes. Protección Civil de Catalunya dice no poder predecir si se mantendrá o desaparecerá la actividad sísmica en los próximos d

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Durante la madrugada del martes se ha registrado un nuevo terremoto de 4,2 grados en la escala de Richter, frente a la costa del norte de Castellón y sur de Tarragona. Un seísmo que supera en 3 décimas al de la madrugada anterior, que ya era el mayor registrado desde la década de 1930 en la zona, aunque no causó daños.

La Generalitat Valenciana ha activado el Plan de riesgo sísmico en fase de seguimiento, ante el seísmo registrado esta madrugada. Por su parte, Protección Civil de la Generalitat de Cataluña (DGPC) asegura que pese al incremento del número de terremotos registrados en las últimas horas en el sur de Cataluña y norte de Castellón, la actividad sísmica se produce en una falla en el interior del mar, cosa que evitaría 'un seísmo de gran magnitud'.

En un comunicado, la DGPC informa de que a través del Centro de Coordinación Operativa de la Generalitat catalana (CECAT) está haciendo un seguimiento de la evolución de la serie de seísmos iniciada el pasado 8 de septiembre y asegura que, pese a que se constata 'un incremento de las magnitudes sísmicas registradas en las últimas horas, éstas no han alcanzado valores de intensidad que puedan provocar daños a edificios e infraestructuras'.

Protección Civil:'La zona es de un peligro sísmico no despreciable'

'Sin embargo, la zona es de un peligro sísmico no despreciable y, por tanto, tampoco se puede descartar una tendencia al crecimiento en la magnitud de los seísmos. Las herramientas actuales no permiten predecir la tendencia exacta de la serie sísmica, es decir, si se mantendrá o desaparecerá la actividad sísmica en los próximos días', añade el comunicado.

Estos seísmos se producen en el entorno del almacén de gas natural Castor, frente a las costas de Vinaròs (Castellón). El proyecto Castor, con una inversión de 1.200 millones de euros, trata de aprovechar un antiguo pozo petrolífero a 1.750 metros de profundidad bajo el nivel del mar para suministrar hasta un tercio de la demanda de gas del sistema.

Los expertos consideran que la inyección de gas puede haber provocado la oleada de seísmos (más de 300) que se ha producido desde principios de septiembre, la mayoría de baja intensidad.

El Ministerio de Industria ordenó el pasado 26 de septiembre el cese temporal de la actividad de extracción de gas en la planta para investigar las causas del aumento de la actividad sísmica en la zona.

La empresa Escal UGS, que gestiona el almacén subterráneo de gas natural Castor frente a las costas de Vinaròs (Castellón), ha afirmado que, pese al aumento de seísmos en la zona, la planta 'está en perfectas condiciones' y 'todo el personal sigue en sus puestos de trabajo garantizando la seguridad'.

Escal UGS ha emitido un comunicado firmado por su presidente, Recaredo del Potro, después de que esta madrugada se haya producido en el entorno de la planta un terremoto de magnitud 4,2 en la escala Richter.

El delegado de la Generalitat: 'La gente de Castor no ha hecho caso al ministerio'

La empresa ha explicado que el 9 de septiembre se produjeron los primeros 'microseísmos' registrados por los dos sismógrafos con los que cuenta la instalación y desde ese momento se ha informado 'al minuto' tanto a las autoridades locales como autonómicas y nacionales.

Escal UGS, según el comunicado, 'ha sido la primera en difundir esta alteración' y desde entonces 'está estudiando y analizando los datos con la colaboración de los organismos más especializados españoles y europeos'.

Desde el día 16 de septiembre, fecha en la que se concluyó la inyección de gas colchón programada hasta la fecha, sigue paralizada la actividad de inyección de gas en el almacén en estricto cumplimiento de las órdenes del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, que decretó el 26 de septiembre la paralización temporal de esta actividad.

Además, se explica que todo el proceso 'se ha realizado siguiendo los controles y normativa existente en este tipo de almacenamientos subterráneos'.

Por su parte, el delegado de la Generalitat en las Terres de l'Ebre, Xavier Pallarés, en declaraciones a RAC 1, ha apuntado que 'la gente de Castor no ha hecho caso al ministerio y ha extraído gas o bien que el almacén no cumple las características y hay poros por donde se escapa el gas'.

A juicio de Pallarés, en el origen de los movimientos sísmicos 'puede haber una negligencia o simplemente que la presión de las rocas no ha aguantado todo el gas que se inyectó'

La Generalidat catalana, a través de Protección Civil, dispone del Plan Especial de Emergencias Sísmicas de Cataluña (SISMICAT) para dar respuesta rápida en caso de que se produzca un seísmo importante en cualquier punto de Cataluña con el objetivo de minimizar los posibles daños a personas, bienes y medio ambiente, y que permita restablecer los servicios básicos para la población en el menor tiempo posible.

La serie sísmica producida hasta el momento no ha requerido la activación de este plan.

Protección Civil, que mantiene contacto permanente con los ayuntamientos de la zona, recomienda que la ciudadanía esté atenta a la información de autoridades y canales oficiales de las administraciones públicas.