Público
Público

Reporte de "terapia con malaria" genera investigación en Austria

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Michael Shields

Un hospital de Viena está buscando apersonal retirado hace tiempo que podría tener pistas sobre elcaso de un hombre que dice que fue deliberadamente infectado conmalaria cuando era un paciente psiquiátrico hace casi mediosiglo.

El caso vio la luz en una nota al pie casi olvidada en lahistoria médica vienesa sobre el uso de la fiebre causada por lamalaria para tratar algunos tipos de demencia, un enfoqueconsiderado alguna vez tan prometedor que hizo ganar a unneurólogo austríaco el Premio Nobel en la década de 1920.

El locutor ORF dijo el lunes que "Wilhelm J.", de 63 años,había avanzado en su reclamo de que el personal del HospitalGeneral de la ciudad le había inyectado sangre contaminada conmalaria en 1964, cuando tenía 16 años y había sido diagnosticadocon "psicopatía".

El hombre dijo que sospechaba que no estaba siendo tratado,sino castigado por escapar reiteradamente de hogares adoptivos.

"Tenía fiebre de hasta 42 grados" y por décadas después deeso padeció brotes de fiebre y sudoración, dijo a la radio.

Johannes Wancata, que ahora dirige el departamento depsiquiatría del hospital, dijo que los registros del caso fuerondestruidos hace tiempo.

Pero señaló que inducir fiebre fue alguna vez un tratamientoaceptado para algunas formas de trastorno mental antes de lallegada de los antibióticos, en particular para curar lasífilis, desde la década de 1940.

"Estamos tratando de localizar a los médicos y enfermerosque trabajaron aquí en la década de 1960 -todos se retiraronhace 10, 15 o más años- y preguntarles qué saben de esto",agregó Wancata, quien se negó a especular si otros pacientes sehabrían visto afectados.

"La opinión científica internacional fue que se trataba deun enfoque absolutamente interesante hace 100 años, y que huboincluso un Premio Nobel para ello. Pero en la década de 1960, yano era así", dijo Wancata, quien expresó preocupación por ladeclaración del hombre de que los médicos tendrían otros motivospara usar la terapia que no eran curarlo.

Jlius Wagner-Jauregg, de la Universidad de Viena, obtuvo elPremio Nobel de Medicina en 1927 por, en palabras del comitéorganizador, "la inoculación de malaria, que probó ser muyexitosa en el caso de la demencia paralítica".

Era particularmente usada para tratar los efectos de lasífilis avanzada sobre el cerebro y el tratamiento se dejó deutilizar cuando aparecieron los antibióticos para curar lasífilis. No obstante, también se experimentó con otros usos dela inoculación de malaria.

Brian Greenwood, experto en malaria de la Escuela de Higieney Medicina Tropical de Londres, dijo: "La malaria también fueusada más ampliamente. Incluso hace bastante poco, en losúltimos 20 años, se usó para tratar ciertas enfermedadesautoinmunes en algunos países".

"Se trata de una terapia con la que alguien ganó el PremioNobel, por lo que bien se puede pensar que funcionaría en algomás", finalizó Greenwood.