Público
Público

El representante civil de la OTAN en Afganistán admite "impaciencia"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Mark Sedwill, representante civil de la OTAN en Afganistán, admitió hoy que hay "impaciencia" entre los aliados, y también en el Gobierno de Afganistán, por la falta de indicios claros de progresos en la lucha contra la insurgencia.

En declaraciones a la BBC, Sedwill indicó que hay que convencer a los aliados de que es posible pacificar y estabilizar el país asiático en el plazo máximo de dos años, y aseguró que la estrategia y los recursos actuales son los adecuados para tener éxito.

"La gente en la alianza está impaciente y los propios afganos están empezando a impacientarse. Llevamos allí casi 10 años y necesitamos ver progresos en uno o dos años (...) para que la gente crea que podemos conseguir por lo que estamos trabajando", dijo.

El representante civil de la OTAN en Kabul consideró que los planes para traspasar el control del país a las fuerzas de seguridad afganas en 2015 son "realistas" y destacó la importancia de que haya "canales de comunicación abiertos" entre el Gobierno de Hamid Karzai y determinados elementos de la insurgencia.

Preguntado por las declaraciones del primer ministro británico, David Cameron, sobre una retirada de las tropas de su país antes de 2015, Sedwill declaró que "en ese plazo podemos conseguir mucho".

"Es imposible decir exactamente cuánto (tiempo) necesitaremos, pero desde luego tenemos que tomárnoslo con el ritmo adecuado y tendremos que ser pacientes", dijo el representante de la OTAN.

Sobre los contactos con los insurgentes, incluidos los talibanes, dijo que se trata de "un proceso irregular" y aseguró que "en esta etapa no podemos decir que haya una negociación auténtica".

Los grupos rebeldes, aseguró, "han dejado de intentar competir para ganarse los corazones y las mentes y simplemente están intentando intimidar a la población".