Público
Público

Una revista de papel rompe moldes en la era de Internet

Éxito de ventas en Francia, la publicación XXI sólo apuesta por reportajes largos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

No es ni un diario, ni un semanal, ni una revista, ni un libro. Y es todo esto a la vez. Éxito de ventas en Francia, la publicación XXI está revolucionando el formato de difusión de la información en el país vecino. Su ambición no es nada menos que informar sobre el siglo XXI, pero en formato XXL: son más de 200 páginas con reportajes largos, con textos, fotografías, ilustraciones y cómics. Todo en papel y nada en la web, salvo un blog.

El redactor jefe de XXI, Patrick de Saint-Exupéry, dejó su puesto de reportero en Le Figaro porque no aguantaba más tener que ajustar sus artículos a un número limitado de líneas y, sobre todo, que le dijeran 'lo que tenía que escribir' cuando el que estaba en el sitio era él. La creación de XXI, en enero de 2008, responde a la voluntad de reivindicar el periodismo de investigación, el narrative writing propio de revistas como Granta o The New Yorker.

Cuando los profesionales del sector se preguntan qué formato adoptar, Saint-Exupéry llama a 'volver al corazón' del oficio. 'Hay una uniformización de la prensa y ya no se habla de diario, sino de producto, ya no se habla de lector, sino de cliente. Hay que volver a mirar hacia abajo; es decir, hacia la gente, para contar historias de verdad', explica el redactor jefe de XXI en una conversación telefónica.

'Nuestra publicación explora el universo de la narración'

El contenido que propone la revista se aleja de todo lo que se conocía hasta ahora. Además de textos de fondo de unas siete páginas sobre temas de actualidad, como la inmigración clandestina mexicana a Estados Unidos, XXI también apuesta por informar con fotografías y con cómics. 'Nuestra publicación explora el universo de la narración', explica Saint-Exupéry, 'y se narra de la misma manera que un texto con imágenes y con dibujos'. En el último número, un reportaje gráfico retrata la vida de una base científica en el desierto del Atacama, al norte de Chile. En otro número, el dibujante Maximilien Le Roy narra en un cómic de 30 páginas lo cotidiano de un sin techo que consiguió dejar la calle y encontrar un trabajo.

XXI se publica cada tres meses y cuesta 15 euros, aunque el dato más llamativo es que no hay ninguna publicidad. La revista es para sus creadores, el periodista Saint-Exupéry y el editor Laurent Beccaria, el punto de unión entre la edición y el periodismo. Crearon su propia empresa para publicar la revista, Rollin Publications, aunque los principios no fueron fáciles. 'Nos tomaron por locos cuando anunciamos el proyecto', recuerda Saint-Exupéry. Y recibieron el respaldo de grandes nombres, como Antoine Gallimard, director de la editorial que lleva su nombre.

El periodista no entra en detalles a la hora de revelar secretos de financiación y prefiere subrayar el éxito: del octavo número de XXI, el último, se editaron 47.000 ejemplares y van a imprimir más; varios números anteriores ya han sido reeditados; la revista es la mejor vendida en las librerías independientes francesas; profesionales y lectores sólo hablan de ella. 'La batalla para el futuro de la prensa se libra en el contenido. Así de sencillo', concluye Patrick de Saint-Exupéry.