Público
Público

Rice apoya un gobierno de coalición en Kenia, con reparto de responsabilidades

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En una visita relámpago a Nairobi, la secretaria de Estado norteamericana, Condoleezza Rice, anunció hoy que la Casa Blanca "apoya la creación de un gobierno de coalición" en Kenia para superar la crisis que atraviesa este país.

Rice aterrizó en Nairobi por la mañana procedente de Tanzania y se entrevistó con Kofi Annan, ex secretario general de Naciones Unidas y mediador en la crisis política que sufre el país desde las elecciones generales del pasado 27 de diciembre.

Más tarde, la secretaria de estado mantuvo conversaciones con el presidente Mwai Kibaki y con el líder del Movimiento Democrático Naranja (ODM), Raila Odinga.

Rice, enviada especial del presidente George Bush, de gira por África, señaló a la prensa que el mensaje destinado a la clase política keniana es el mismo para todos.

"Los dirigentes de ese país deben encontrar una solución política rápidamente", dijo Rice, que ratificó la plena confianza de la administración estadounidense en los esfuerzos de Annan.

"Estados Unidos apoya totalmente a Annan en su gestión de la crisis", explicó Rice. y agregó que "Annan ha realizado progresos para encontrar un acuerdo basado en un gobierno de coalición".

Sin embargo, Rice advirtió de que "el reparto de poderes es inherente a las responsabilidades de la clase política".

Para la secretaria de Estado, es necesario "dejar a un lado ambiciones personales y trabajar por el bien del pueblo keniano". Rice repitió así las palabras que Annan lleva pronunciando desde hace un mes.

La enviada especial del presidente Bush aclaró que también había mantenido conversaciones con representantes de la patronal y de la sociedad civil. "El mensaje común -dijo- es de impaciencia colectiva. Kenia precisa de una solución inminente".

Para Rice, la clase política tiene que reformar la constitución para reforzar las instituciones, pero antes "hay que acabar con la violencia para siempre".

El aspecto humanitario de la crisis es prioritario para EE.UU.

Rice aseguró que su país está dispuesto a financiar la reconstrucción de las infraestructuras destruidas para permitir el regreso a sus casas de los más de 400.000 desplazados originados por la ola de violencia que se ha cobrado la vida de un millar de personas.

La secretaria de Estado tampoco olvidó responder a las declaraciones del ministro keniano de Asuntos Exteriores, Moses Wetangula, quien afirmó ayer que "Kenia es un país soberano que no acepta injerencias del extranjero".

La respuesta de Rice fue directa, al indicar que "Kenia es amigo de EE.UU y miembro de la comunidad internacional, pero en la comunidad internacional hay cánones democráticos que todos deben respetar".

"EE.UU no dicta conductas a nadie pero sí se preocupa por los problemas de sus amigos", insistió.

Rice prometió que EE.UU seguirá muy de cerca el desarrollo de las negociaciones entre el gobierno y la oposición y terminó recordando la impaciencia de la ciudadanía.

"Kenia-dijo- es un país independiente y orgulloso, pero los kenianos insisten en la pronta resolución de un conflicto para seguir avanzando en el proceso democrático que permita el reforzamiento de las instituciones y hacer de Kenia un país más fuerte".

Rice tiene previsto regresar a Tanzania esta misma noche, donde integrará de nuevo la comitiva del presidente Bush en su viaje por cinco países del continente y que en la siguiente etapa le llevará a Ruanda.

Por otra parte, mañana se reanudarán las negociaciones entre el ejecutivo y el ODM, auspiciadas por Annan, que el viernes prometió permanecer en Kenia hasta el desenlace de la crisis.