Público
Público

Ridao cree que por encima de los 100 dólares un regalo puede ser un cohecho

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cien dólares (unos 70 euros), como se ha fijado en Estados Unidos, es la cuantía máxima que el portavoz de ERC en el Congreso, Joan Ridao, considera que debería costar cualquier regalo aceptado por un político, ya que por encima podría considerarse que "lo que se busca es una contraprestación".

Aprovechando que la reforma del Código Penal está próxima a debatirse en el Congreso, ha dicho Ridao a EFE se podría llevar a cabo una modificación puntual y establecer una cantidad "para que quede claro qué es un regalo testimonial y qué no lo es".

En medio de la polémica por los regalos a políticos, que se ha desencadenado a raíz del caso "Gürtel", el portavoz de los republicanos catalanes ha asegurado que en ERC se actúa tradicionalmente bajo un "código ético" que les impide aceptar regalos o cobrar por conferencias o asistencia a actos.

Ridao no ha tenido que devolver, hasta ahora, ningún presente por excesivo, como sí dicen que han hecho parlamentarios de otros partidos, porque los pocos que ha recibido han sido detalles "de poca importancia" y, además, siempre tiende "a socializarlos" con sus compañeros del grupo.

Sobre los sueldos que cobran los parlamentarios, una cuestión que los diputados de la Asamblea de Madrid han traído al debate político al decidir su recorte en este contexto de crisis, Ridao cree que no hay motivo para imitar esta iniciativa porque la retribución que perciben, aunque es "digna" y él no se queja, está por debajo de la media europea.

"Es público y notorio", ha dicho Ridao, que los diputados en España "son lo peor pagados de Europa" y, aparte, el sistema retributivo que existe "no se presta a excesos" por lo que no considera necesario modificarlo. Tampoco "al alza" porque, evidentemente, ante la situación económica actual, "somos los primeros que tenemos que dar ejemplo".