Público
Público

Roger Hodgson rememora en Madrid los grandes éxitos de Supertramp

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Roger Hodgson, cofundador y autor de la mayoría de los grandes éxitos de Supertramp, acudió a su cita en Los Veranos de la Villa con el genial repertorio que llevó a la banda británica a convertirse en una referencia del rock progresivo durante los setenta y los ochenta.

El artista nacido en Porstmouth se presentó a las diez de la noche en el Escenario Puerta del Ángel con toda la magia que desprenden clásicos como "Give a little bit" o "Take the long way home", la canción con la que Hodgson comenzó su concierto.

El cantante estuvo acompañado durante sus dos horas de actuación por el multiinstrumentista canadiense Erin Mcdonald, quien brilló juntó a Hodgson y demostró su versatilidad con los teclados, la flauta y el saxofón.

El fuerte viento que sopló ayer en la capital de España provocó que la puesta en escena, siete árboles que rodeaban a ambos músicos, fueran cayendo al suelo uno detrás de otro, un factor atmosférico que sirvió para que Hodgson bromease y exigiera que le fijaran de alguna forma al suelo.

"Lovers in the wind", perteneciente a "In the eye of the storm" (1983), fue el primer tema seleccionado de la obra del artista como solista, quien también publicó, desde su salida de Supertramp, los discos "Hai Hai" (1987) y "Open the door" (2000), del que rescató la bella composición "Along came Mary".

Gracias a "Easy does it" el público colaboró estrechamente con Hodgson al silbar la melodía que introduce la canción, una muestra más de la implicación de una audiencia que se volcó con el artista desde el principio.

"Sister moonshine", "know who you are", "Breakfast in America" o "Soapbox opera" dan buena cuenta del legado musical que la banda británica ha dejado tras de sí. Un repertorio del que Hodgson se siente orgulloso y que defiende pese a que hace más de 27 años abandonara el mítico grupo.

"La nueva gira de Supertramp no respeta los términos del acuerdo que alcancé con Rick cuando abandoné la banda porque se anuncia con mi voz y mis canciones, algo que ya ha sucedido en otras ocasiones", afirmó el músico hace pocos meses en una entrevista con Efe, en la que además se mostró "dolido" por lo que consideró "publicidad engañosa".

"Durante toda mi vida me hecho preguntas como por qué estamos aquí o cuál es la razón de nuestra existencia. Doce años en la escuela no me ayudaron mucho a resolver estas cuestiones", aseguró Hodgson al auditorio madrileño, quien se dispuso a escuchar "The logical song".

Una de las constantes de la noche fue la fluida comunicación entre los espectadores y Hodgson, quien definió al público español como "muy caluroso".

"Quiero cantar una canción que no he grabado todavía. Cuánto más viejo me hago más me doy cuenta de que la persona a la que más cuesta perdonar es a una misma", admitió Hodgson, quien descubrió el tema "Awakening", una rareza que, pese a ser habitual en sus actuaciones, no forma parte de ninguno de sus trabajos.

Los olés del público puesto en pie fueron el mejor síntoma de la gran actuación de Hodgson en Los Veranos de la Villa, quien se sintió encantado por la presencia del club de fans del artista en España, al que dedicó un sincero agradecimiento en forma de canción con "Dreamer".

Los diez minutos de duración de "Fool's overture" y "School" confirmaron la tremenda resistencia que tienen las canciones de este compositor para resistir el paso del tiempo.

Hodgson de despidió con "Its rainning again", un corte de "Famous last word", el último trabajo del músico en compañía de Supertramp, la banda de la que puede ser considerado el gran cerebro creativo.

Javier Fernández Jódar