Público
Público

Rousseff reanuda la campaña callejera para la segunda vuelta de las presidenciales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La candidata oficialista a la presidencia de Brasil, Dilma Rousseff, retomó hoy la campaña en las calles para la segunda vuelta de las elecciones que el próximo 31 de octubre decidirán el nombre del sucesor de Luiz Inácio Lula da Silva.

Rousseff, candidata del Partido de los Trabajadores (PT), agradeció hoy, durante un paseo en auto abierto por la ciudad de Duque de Caxias, a unos 20 kilómetros de Río de Janeiro, el apoyo de sus simpatizantes en la primera vuelta, en la que obtuvo el 46,91% de los votos.

Acompañada por el gobernador del estado de Río, Sergio Cabral, que fue reelegido el pasado domingo, y por el senador electo Lindberg Farias, la candidata prometió en Duque de Caxias que mejorará la seguridad en Río de Janeiro y su periferia con la implantación de Unidades de Policías Pacificadoras (UPP) en las mayores favelas del estado.

Las UPP son un programa puesto en marcha por el estado de Río de Janeiro para tomar el control de las favelas que están en manos de la delincuencia organizada, mediante la ocupación de esos territorios con agentes de una policía comunitaria.

"Vamos a asumir el compromiso de traer las UPP a esta zona, al igual que hicimos en la ciudad de Río de Janeiro, donde funcionó tan bien", afirmó Rousseff, antes de emprender su paseo por Duque de Caxias, un municipio de unos 870.000 habitantes en el extrarradio de Río.

A menudo criticada por su carácter frío y falta de carisma, Rousseff se esforzó para mostrarse sonriente y saludar a las decenas de simpatizantes que la seguían, voceando el lema "Gente, gente, Dilma presidente".

Según dijo Rousseff en su Twitter, el paseo, que duró casi dos horas, fue "tan bueno", que tuvo que cancelar su asistencia a un acto en una ciudad vecina.

En esta segunda vuelta de las elecciones, la candidata del PT se enfrentará con el opositor José Serra, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), que consiguió el 32,61% de los votos en las elecciones del domingo.

Sin embargo, la clave para esta segunda ronda electoral puede tenerla la abanderada del Partido Verde (PV), Marina Silva, que sorprendió al obtener el 19,33% de los votos, y que es ahora motivo de disputa entre Rousseff y Serra.

Silva no ha declarado su apoyo a ninguno de los dos candidatos y dijo que esa decisión se tomará en una convención el 17 de este mes, pero admitió que los verdes seguramente se dividirán para la segunda vuelta.