Público
Público

Rubalcaba se enfrentará a Rajoy para no volver a la ley del aborto de 1985

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El candidato del PSOE para las elecciones del 20N, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha recordado hoy al líder del PP, Mariano Rajoy, que la interrupción voluntaria del embarazo es un derecho de las mujeres, y le ha avisado de que le tendrá enfrente si quiere retroceder y volver a la ley del aborto de 1985, si gobierna.

El candidato socialista ha participado por sorpresa en el acto de presentación de una plataforma de apoyo a él formada por algo más de un centenar de asociaciones feministas, que se han agrupado bajo el lema "Consolidar la igualdad con Rubalcaba".

Ha aprovechado el escenario para ratificar su compromiso en la defensa de la igualdad y para criticar las palabras de Mariano Rajoy sobre la ley del aborto, después de que el presidente del PP dijera esta mañana que pretende reformar la normativa si llega a la Moncloa.

Ante ese anuncio, Rubalcaba ha querido enviarle un mensaje: "En España ya se ha acabado el tiempo en el que una mujer para interrumpir su embarazo tenía que recurrir a excusas, a pretextos. Es un derecho y nos va a tener enfrente. No se trata de una concesión, se trata de un derecho, y los derechos primero se conquistan y luego se defienden".

Rubalcaba ha apostado por que las mujeres tengan más poder y ha señalado que en el PSOE tienen que "predicar con el ejemplo", porque "no vale defender la igualdad en los púlpitos y no defenderla en las agrupaciones o en las listas".

También ha intervenido su directora de campaña, Elena Valenciano, quien ha proclamado la necesidad de "despertar a la gente" para que sea consciente de lo que está en juego en los comicios del 20 de noviembre, sobre todo en cuanto a igualdad y derechos sociales.

"No estamos más que al principio del camino, y no nos podemos relajar", ha observado la dirigente socialista, para hacer hincapié a continuación en que "cada avance de la mujer ha sido siempre en España contra la derecha", desde la ley del divorcio hasta hoy mismo, cuando Rajoy ha sugerido volver a la ley del aborto del 85.

Según Valenciano, "Rajoy no dice casi nada de nada, porque nada tiene claro", pero hay una cosa que "sí tiene clara": "A nosotras nos quiere quietas, paradas; en todo caso, para atrás", ha apuntado.

Valenciano ha enfatizado que el único asunto en el que Rajoy no tiene "un programa oculto" es precisamente en frenar los derechos de las mujeres, y ahora tiene "la gran coartada" de la crisis económica para "recortarlo todo".

"La crisis les dará la excusa perfecta para hacer lo que siempre han creído que tenían que hacer", ha apostillado.

Después de subrayar que Rajoy no está de acuerdo casi con ninguno de los avances de los últimos años, como la ley del aborto, la de igualdad o la del matrimonio homosexual, Valenciano ha insistido en que el líder del PP tiene una cosa "meridianamente clara" y es "parar a las mujeres".

Y si gana las elecciones, ha advertido, tiene el pretexto "perfecto", ya que sumando la crisis económica a la "idea" de Rajoy sobre "lo que tiene que ser la mujer" y la igualdad de oportunidades, el resultado puede ser "letal".

Además, ha añadido, "tienen negocios y voluntad de seguir teniéndolos", como en sanidad y en educación.

Por eso, se ha mostrado "más preocupada que nunca", ha dejado claro que "si alguien se juega algo en estas elecciones" esas son las mujeres y ha abogado por "despertar a la gente".

"El momento es decisivo y la gente no se ha dado cuenta de hasta qué punto nos estamos jugando todo lo construido", ha dicho, y ha juzgado que, aunque la gente puede tener un sentimiento de tristeza y de cierta frustración por los últimos años, la crisis no puede empañar los avances en derechos.

Su diagnóstico es que la crisis actual es fruto del modelo de la derecha, "injusto, desigual e ineficaz". "No es la economía, imbécil, que diría Pons, es la política", ha ironizado en alusión a las palabras de ayer del vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons.

La "derecha gobernante" ya está aplicando en las comunidades "lo que ellos tienen en la cabeza", porque "aunque Rajoy no diga nada, afortunadamente tiene unos sherpas que van marcando el camino", como María Dolores de Cospedal en Castilla-La Mancha o Esperanza Aguirre en Madrid. "Y él va detrás", ha agregado.

Con todo, también ha tenido un mensaje de esperanza y, frente a las encuestas que publican numerosos medios de comunicación, que dan unos resultados muy adversos a los socialistas, Valenciano ha asegurado disponer de sondeos "mucho mejores".

A su entender, los españoles saben que tienen que elegir entre dos opciones, "entre un presidente que se encomienda a Dios para arreglar la economía (...) y otro que está dispuesto a defender hasta el final sus ideas, aquel que ha sido capaz allí por donde ha pasado de arreglar todos los problemas, incluido el final de la banda terrorista ETA".