Público
Público

Rusia y Ucrania negocian en Moscú sobre la crisis el gas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Dmitry Zhdannikov y Guy Faulconbridge

Los dos principales ejecutivos del gas de Rusia y Ucrania se reunieron el jueves en Moscú en el primer encuentro cara a cara desde que su enfrentamiento cortase los suministros a los países de la Unión Europea en plena ola de frío en el continente.

No hubo ninguna información inicial sobre el resultado de las negociaciones en la polémica sobre los precios del gas y las deudas que tiene Kiev con su antiguo vecino soviético, pero para el mismo jueves había previsto otro encuentro diplomático entre delegaciones de Kiev y Moscú con responsables de una Unión Europea cada vez más preocupada por los recortes.

Gazprom, el monopolio exportador ruso controlado por el Estado, suspendió totalmente el jueves los suministros del gas de tránsito hacia Ucrania, diciendo que no tenía ningún sentido enviarlo puesto que Kiev había cerrado los gasoductos.

cuyos dirigentes prooccidentales se han enfrentado con el Kremlin en su intento de unirse a la OTAN - dijo que Rusia está privando del gas a Europa. Rusia cortó el gas para consumo interno de Ucrania el día de Año Nuevo.

En Bulgaria, uno de los países más afectados, al menos 45.000 hogares estaban sin calefacción el miércoles. Los colegios y algunas compañías cerraron. Las temperaturas en Sofía cayeron a -14 grados centígrados durante la noche.

El consejero delegado de Gazprom, Alexei Miller, y Oleh Dubyna, el máximo directivo de la compañía estatal energética de Ucrania, Naftogaz, se vieron durante la noche en Moscú, dijo a Reuters un responsable de Gazprom, sin dar más detalles.

Ambos "trataron cómo encontrar una salida a esta situación de crisis", citaron agencias rusas de noticias al portavoz de Gazprom Sergei Kupriyanov.

Se espera que se vuelvan a ver en Bruselas para reunirse con el comisario de Energía de la UE, Andris Piebalgs, y el ministro checo de Comercio e Industria, Martin Riman, al ocupar su país la presidencia semestral de la UE.

A medida que aumenta el descontento en Europa y la presión para que las dos partes se pongan de acuerdo, el presidente ruso, Dmitry Medvedev, habló por teléfono el miércoles por la noche con su homólogo ucraniano, Viktor Yushchenko.

Medvedev le dijo que el suministro de gas se ha vuelto un rehén de las peleas en el liderazgo político en Kiev y que solo volverán a mandar el combustible para uso interno ucraniano si acepta pagar el precio de mercado.

DEPENDENCIA ENERGÉTICA

Gazprom afirmó que ha aumentado los suministros a la UE y Turquía por otras rutas, a pesar de lo cual se ha recortado a la mitad el gas ruso a Europa, que depende de Moscú para una cuarta parte del combustible. Es mayor y más prolongada que la crisis de los recortes que hubo en enero de 2006.

Un total de 18 países están teniendo interrupciones del suministro. La mayoría están tirando de reservas o de fuentes alternativas, pero tras ocho días de enfrentamiento y en medio de una ola de frío, las reservas caen con rapidez.

La zona central y del este de Europa han sido las más perjudicadas. Bulgaria cortó o suspendió los suministros a los clientes industriales, mientras que Eslovaquia declaró el estado de emergencia tras la paralización total de los suministros. Las empresas energéticas checa y eslovaca dijeron el jueves que tampoco tienen gas ruso, al igual que Hungría.