Público
Público

Sagi, Sylvia Schwartz, Criswell y Gilfry conquistan desde el primer ensayo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El director de escena Emilio Sagi prepara el estreno en el Teatro del Châtelet del musical "The Sound of Music" (Sonrisas y Lágrimas), protagonizado por la soprano española Sylvia Schwartz y que cosechó hoy aplausos en su ensayo pre-general.

Junto a otras voces y artistas de peso, como la soprano Kim Criswell, el barítono Rodney Gilfry y el director musical Kevin Farrell, Schwartz y el director del Teatro Arriaga triunfaron en esta primera representación general.

Los decorados fueron creados por Daniel Bianco, la coreografía es de Sarah Miles, el vestuario de Jesús Ruíz, y la iluminación de Caetano Vilela.

Es la primera vez que Sagi y Schwartz trabajan juntos y también la primera que el polifacético director pone en escena un musical estadounidense.

Su versión de "Sonrisas y Lágrimas" constituye, además, el estreno francés de esta obra del compositor Richard Rodgers (1902-1079) y del libretista y musicólogo Oscar Hammerstein II (1895-1960).

Lo subraya el director del Châtelet, Jean-Luc Choplin, quien despidió 2008 con un memorable "Candide", de Leonard Berstein, y que para recibir a 2010 se propone volver a cosechar un gran triunfo con su "Mélodie du bonheur".

Este es el título francés de la pieza, de gran coherencia narrativa y dimensión social, que ciudades como Londres y Nueva York tienen siempre en sus carteleras, destacó.

Choplin subrayó que "The sound of music" aborda la posibilidad que tiene todo ser humano de decir "no" en circunstancias difíciles.

La historia, inspirada en la realidad, es la de una joven, María, huérfana novicia que deja el hábito para casarse con el viudo capitán Georg von Trapp, cuyos hijos cuidaba temporalmente, y con quien supo luego decir "no" al nazismo.

Para personificarla, Sagi contó con Schwartz, quien desde hace cuatro años canta en la Ópera de Berlín a las órdenes de directores como Daniel Barenboin.

Sagi dijo haber aprovechado esta ocasión de trabajar con "una cantante y actriz, tan inteligente", para dar vida a una María muy diferente de la creada en la también conocida versión cinematográfica de la obra, interpretada por la actriz Julie Andrews hace cuatro décadas.

La primera representación tendrá lugar el próximo día 6, pero no estará abierta al público ni a la crítica hasta el día 8, informaron a Efe los portavoces del Châtelet. El teatro ofrecerá 26 representaciones hasta el próximo 3 de enero.