Público
Público

Salgado sobre los datos del paro: "Es una mala noticia"

La ministra de Economía asegura que los datos reflejan "cierta desaceleración"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Era lo esperado. Los datos del paro de octubre suponen un nuevo mazazo. Sin embargo, el Gobierno realiza una lectura optimista. 'Cualquier incremento es una mala noticia. Estos datos hay que tomarlos con preocupación pero hay que decir que el año pasado en ese mes el incremento fue prácticamente la mitad que el año pasado', asegura la ministra económica, Elena Salgado.

La dirigente observa 'una cierta desaceleración'. Admite no obstante que, pese a los síntomas de mejora, el paro sigue siendo 'la principal de nuestras ocupaciones'.

La ministra vaticina que 'en 2010 volverá a crearse empleo neto' ya que 'poco a poco vemos como las cifras disminuyen'. Destaca la singularidad del mercado laboral en el que 'las personas entran y salen de sus empleos con mucha facilidad' debido a la baja temporalidad. Salgado adelanta que en 2010 habrá acabado la crisis 'en términos matemáticos' pero en cambio habrá que esperar más para que acabe en 'términos humanos'.

La vicepresidenta segunda del Gobierno justifica el malestar de los ciudadanos debido a la gravedad de la crisis. 'Es normal que miren hacia el Gobierno'. La única receta ante la recesión es para Salgado 'poner todos los medios para salir de la crisis'.

'En 2010 volverá a crearse empleo neto'

Ante las acusaciones sobre que el Ejecutivo no supo anticiparse a la crisis Salgado ha vuelto a manifestarse en los mismos términos en los que siempre lo ha hecho el presidente Zapatero. 'Nadie pudo prever el alcance de esta crisis. Nosotros hemos hecho previsiones muy realistas. La primera condición para generar confianza es esa. Estamos controlando la situación', asegura.

Entiende el malestar de los ciudadanos: 'Es normal que miren hacia el Gobierno'

Una de las condiciones indispensables que plantea la ministra para una eficaz salida de la crisis es el cambio de modelo productivo y 'eso no se establece de la noche a la mañana', sentencia.

Otra de las desconfianzas de la ciudadanía tiene que ver directamente con la clase política. La última encuesta del CIS refleja la mala percepción que tiene la gente de los dirigentes. Para Salgado, esta cuestión es de 'índole diferente. Tiene mucho que ver con los casos de corrupción'. Para cambiar la situación la ministra propone 'dejar trabajar a las instituciones'. Los políticos, asegura, deben 'trabajar para que no parezca que somos todos iguales'.