Público
Público

Seis detenidos por integrar una banda dedicada a clonar tarjetas bancarias

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Policía Nacional ha detenido a seis individuos, de entre 26 y 35 años, integrantes de un grupo organizado de carácter internacional dedicado a la clonación de tarjetas bancarias mediante la instalación de dispositivos en cajeros automáticos de diversas entidades.

La Jefatura Superior de Policía de Madrid ha informado hoy de que el fraude cometido por el grupo desarticulado supera los 250.000 euros y los investigadores han esclarecido más de 400 denuncias.

La banda siempre actuaba de forma similar, ya que instalaban en cajeros automáticos de la provincia de Madrid dispositivos compuestos de boca lectora y microcámara, esta última colocada en la parte superior y enfocando el teclado.

Así obtenían información de las bandas magnéticas de las tarjetas y los números PIN de los usuarios.

Posteriormente, con los datos en su poder, los volcaban en tarjetas "vírgenes" -en blanco-, realizando así copias exactas de las tarjetas para poder realizar extracciones de dinero en cajeros automáticos de toda la Comunidad.

Los agentes han constatado que, en ocasiones, los arrestados mandaban la información obtenida a células establecidas en el extranjero ya que se han detectado extracciones en Las Vegas, Milán y Lima.

Alguno de los miembros del grupo ahora desarticulado actuaba en España desde enero de 2009 y se les han imputado más de cuarenta instalaciones de dispositivos para el copiado de datos de tarjetas.

Gracias a la investigación policial, se ha podido esclarecer más de 400 denuncias de afectados.

Los agentes han procedido al registro de cuatro domicilios, dos en Madrid y dos en Leganés, y de un establecimiento comercial también en Leganés.

En uno de ellos, los agentes se han incautado gran cantidad de material y herramientas para la elaboración e instalación de dispositivos, cable específico para descargar los datos obtenidos, dispositivos de clonación, moldes de escayola y tarjetas con banda magnética.

Los detenidos, que han sido puestos a disposición judicial, carecían de antecedentes policiales en España y utilizaban documentación falsa, por lo que su identificación ha sido muy laboriosa y ha exigido multitud de gestiones.