Público
Público

El Senado haitiano censura al primer ministro tras las violentas protestas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El primer ministro haitiano, Jacques Edouard Alexis, recibió hoy un voto de censura del Senado, tras fracasar en la búsqueda de una solución a la crisis que atraviesa la nación a raíz de la carestía y el alto costo de los alimentos.

La decisión fue aprobada por 16 de los 17 legisladores presentes en la sesión especial convocada por el hemiciclo tres días después de solicitar la renuncia de Alexis, tras las recientes manifestaciones violentas ocurridas en el país, que dejaron varios muertos y decenas de heridos.

El primer ministro acudió acompañado de funcionarios del Gobierno que encabeza el presidente René Préval al hemiciclo, custodiado por un fuerte dispositivo de seguridad de la Policía y de la Misión de Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (MINUSTAH).

Después de la presentación de los motivos de la interpelación, el jefe de Gobierno fue invitado por los congresistas a pronunciarse.

Alexis explicó que su Gobierno hizo lo necesario para reforzar la producción nacional, crear empleos y controlar el alto costo de la vida, pero admitió que sus esfuerzos no fueron todos exitosos.

Sin embargo, dijo no querer prolongar los debates e invitó a los senadores a "tomar sus responsabilidades" en relación a su caso.

Tras las breves declaraciones del primer ministro, los legisladores aprobaron la moción de censura en su contra.

En las afueras del recinto legislativo, varias grupos de personas expresaron su satisfacción por la medida adoptada por la cámara alta.

La Constitución haitiana obliga al primer ministro a renunciar si una de las dos cámaras del Parlamento (de diputados y senadores) le retira su apoyo.

El estallido violento en las calles de Haití se saldó con cinco muertes, decenas de heridos, saqueos al comercio y a la industria, y otros actos de vandalismo como el apedreamiento de varias estaciones de televisión y radio.

La situación en Puerto Príncipe y en otras ciudades del país se mantiene en una tensa calma.

El miércoles el mandatario haitiano anunció una serie de medidas dirigidas a favorecer la reducción de los precios de los principales productos de consumo diario, como el arroz, la leche y los huevos, así como la reducción de los impuestos a los fertilizantes.