Público
Público

Siete presos integran el primer grupo que llegará hoy a Madrid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Siete presos cubanos llegarán hoy a Madrid dentro de la primera tanda de disidentes que acogerá España en las próximas semanas después de que el régimen castrista haya aceptado su excarcelación, han informado a Efe fuentes del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Aunque el ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, anunció que serían once los primeros reclusos en venir a España, finalmente serán siete, que serán recibidos en el pabellón de autoridades del aeropuerto de Barajas.

El grupo volará desde La Habana en sendos vuelos de Air Europa e Iberia, que aterrizarán en la T-4 entre las 12.30 y las 14.00 horas, respectivamente.

En el primer vuelo, viajarán Léster González, Omar Ruiz, Antonio Villarreal, Julio César Gálvez, José Luis García Paneque y Pablo Pacheco y sus familiares.

En el siguiente avión, de Iberia, llegará Ricardo González Alfonso, según las fuentes.

En total, será alrededor de medio centenar de personas, entre los presos y sus familiares, los que vendrán a España hoy.

A su llegada, serán recibidos en el pabellón de autoridades de Barajas por el director de gabinete del ministro, Agustín Santos.

Después de esta primera tanda, viajarán a España más presos, una vez que han aceptado venir de forma voluntaria después del ofrecimiento que Moratinos hizo al régimen castrista en su reciente visita a La Habana.

Por ahora, son 20 los disidentes que han comunicado el deseo de ser exiliados a España, al menos de forma transitoria, puesto que podrán decidir si quieren trasladarse a otro país, según ha informado la Iglesia cubana.

Todos los excarcelados estarán en España en libertad y disfrutarán de plenos derechos, además de contar con el apoyo del Gobierno español para poder encontrar una vivienda, según ha explicado Moratinos.

El régimen cubano se ha comprometido a liberar a 52 presos de forma gradual en un plazo de cuatro meses, una decisión que se enmarca en el diálogo abierto con la Iglesia Católica cubana y que cuenta con el apoyo del Gobierno español.

Todos son integrantes del llamado "Grupo de los 75", opositores condenados a penas de hasta 28 años en lo que se conoce como la Primavera Negra de 2003.

Moratinos ha afirmado que lo importante es "el mensaje y la decisión" de las autoridades cubanas de cerrar "definitivamente" el capítulo de presos políticos en Cuba, de acuerdo con el mensaje que Raúl Castro trasladó tanto a él como al arzobispo de La Habana, el cardenal Jaime Ortega.

El ministro ha añadido que de acuerdo con este compromiso, "todos los presos" políticos serán puestos en libertad y, en principio, viajarán a España, desde donde podrán obtener la residencia "donde consideren oportuno".