Público
Público

Los sindicatos quieren provocar un "giro radical" con el 14-N

Los dirigentes sindicales registran oficialmente en el Ministerio de Empleo la convocatoria de la huelga general, que  debe suponer un antes y un después" en la política "errática" del Gobierno

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los sindicatos CCOO, UGT, USO, CGT y la Intersindical han registrado este miércoles en el Ministerio de Empleo la convocatoria oficial de huelga general del 14 de noviembre porque hay 'más que motivos' y porque hay que conseguir que el Gobierno dé un 'giro radical' en sus 'erráticas' políticas. Estos son los principales argumentos que han expresado, tras el registro de la convocatoria, los secretarios generales de CCOO, Ignacio Fernández Toxo; de UGT, Cándido Méndez; de USO, Julio Salazar, y de CGT, Jacinto Ceacero; así como Juan Clemente, de la Interconfederal. Los sindicatos quieren que la protesta suponga un 'antes y un después' en la política 'errática' del Gobierno.

Tras su registro han comparecido ante los medios detrás de una pancarta con el lema de la huelga '14-N Nos dejan sin futuro. Hay culpables. Hay soluciones. Huelga general'. Los dirigentes sindicales han estado acompañados de un centenar de delegados de sus respectivas centrales, quienes han gritado 'Así, ni un paso atrás, contra la reforma laboral, huelga general', 'Esto nos pasa por un Gobierno facha', 'Rajoy capullo lo público no es tuyo'.

Según Toxo, ayer se ha producido el último 'despropósito' del Gobierno al publicarse el reglamento que permite a las administraciones públicas 'desmantelar' servicios y reducir sus plantillas. Por ello, ha advertido de que se va a mantener abierto el conflicto con el Gobierno más allá de la huelga del 14-N frente al 'atropello' que los gobiernos y los mercados, bajo el mandato de la canciller alemana, Angela Merkel, están haciendo a sus ciudadanos. Toxo, que preside la Confederación Europea de Sindicatos (CES), ha recordado que la huelga en España se enmarca en la jornada de acción europea y solidaridad que la CES ha fijado en toda la UE el 14 de noviembre.

Méndez ha afirmado que el paro general debe ser un 'aldabonazo a la conciencia social de este país para exigir un cambio de rumbo' a sus políticas de recortes, que están afectando al 99% de la población. De los futuros despidos en la administración ha indicado que supone dar 'manga ancha' para que el 'único' camino para reducir el déficit sea el despido de empleados públicos, dentro de un proceso de 'jibarización' del estado del bienestar. Debido a que sólo un 1 % está protegida de la crisis es por lo que el 14-N debe ser algo más que un paro laboral, una jornada de solidaridad y de exigencia de cambios de rumbo en una política que, ha avisado Méndez, lleva a España a la catástrofe económica y social.

Para Salazar las huelgas 'nunca son un plato de gusto' porque suponen un fracaso del diálogo social, pero ha añadido que hay que lograr que el Gobierno abandone sus políticas 'aciagas' de las que avisado que están provocando más desempleo, pobreza y desigualdad social. Ceacero ha pedido que el 14-N sea un grito 'unánime' contra el presidente Mariano Rajoy, contra Merkel y la Unión Europea neoliberal que se ha impuesto; y que sirva para parar el país. Clemente ha resaltado que ese día hay que obligar al Gobierno a que 'reconduzca' su estrategia de salida de la crisis, por lo que ha emplazado a la ciudadanía a 'luchar', a 'resistir' y a 'plantar cara'.