Público
Público

Siria retira a su embajador en El Cairo en reciprocidad con la decisión egipcia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno sirio llamó hoy a consultas a su embajador en El Cairo, Yusef Ahmed, en respuesta a la decisión de las autoridades egipcias de convocar a su representante en Damasco, informaron a Efe fuentes diplomáticas sirias.

Aunque la noticia no ha sido confirmada aún oficialmente, las fuentes explicaron que Ahmed regresará probablemente mañana, lunes, a Siria a petición del Ministerio de Exteriores.

El Gobierno egipcio había anunciado hoy previamente que su embajador en la capital siria, Shawki Ismail, permanecerá en El Cairo "hasta nuevo aviso" después de reunirse con el jefe de la diplomacia egipcia, Mohamed Amro.

Esa medida se ha adoptado después de que el pasado día 12 la Liga Árabe decidiera retirar a sus embajadores de Siria y aumentar las sanciones económicas contra el régimen de Damasco por la represión de las protestas de la oposición.

En paralelo a la retirada recíproca de embajadores, los diputados egipcios de la Asamblea del Pueblo (Cámara Baja del Parlamento) pidieron hoy la ruptura de relaciones diplomáticas con el régimen sirio, y denunciaron las "masacres de este régimen contra su pueblo", según la agencia oficial Mena.

El presidente del Parlamento, el islamista Saad Katatni, dijo en un pleno que "la mayoría de países árabes han tomado medidas contra el régimen sirio y nosotros nos hemos retrasado mucho, así que el Parlamento debe adoptar ahora una decisión firme".

Está previsto que en una sesión posterior hoy mismo se someta a votación un texto para pedir formalmente la ruptura de relaciones con Damasco, según Mena.

Cientos de personas protestan desde hace días ante la legación siria en la capital egipcia, que recientemente cambió de ubicación, para reclamar la expulsión del embajador sirio.

Además, la sede de la embajada ha sido escenario ya de al menos dos asaltos por grupos de jóvenes que el pasado 27 de enero llegaron a quemar la planta baja del edificio.

Cuando faltan apenas unas semanas para que se cumpla el primer aniversario de las revueltas en Siria para pedir cambios políticos, la oposición calcula que más de 8.500 personas han muerto por la represión gubernamental, frente a las 5.000 contabilizadas por la ONU, que en enero pasado dejó de actualizar la cifra por la dificultad para recabar la información.