Público
Público

Una sobrecarga eléctrica, posible causa del incendio que causó 4 heridos graves

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una sobrecarga eléctrica es la causa que barajan los técnicos del incendio en un inmueble de la localidad orensana de O Carballiño, que provocó heridas graves a cuatro personas, entre ellas un menor, de cuatro años, informó el alcalde, Argimiro Marnotes.

Estos heridos graves son un matrimonio formado por un varón de 74 años y la mujer de 68 años, así como una segunda mujer, también familiar, y un menor, de cuatro años.

La Xunta informó del traslado de tres personas al centro sanitario vigués de Povisa, mientras que el menor fue evacuado a la unidad de quemados del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (CHUAC).

Además, resultaron heridos de diversa consideración, una mujer de 66 años, que presentaba quemaduras superficiales y signos de intoxicación, por lo que fue ingresada en la planta del servicio de Cirugía del Hospital de Ourense, así como un varón de 43 anos, con intoxicación por gases y heridas superficiales, que permanece ingresado en observación de Urgencias, y una mujer de 38 años con intoxicación por gases, que fue ingresada en Neumología.

También se encuentran hospitalizados dos funcionarios de la Policía Local, que durante la evacuación del edificio resultaron intoxicados, según confirmó tarde el alcalde de O Carballiño en el lugar del incendio.

Otras seis personas fueron atendidas en el Punto de Atención Continuada (PAC) de O Carballiño, con daños menores.

El incendio, se produjo a las 12:06 horas en el cuadro de luces de un edificio de la calle Tomás María Mosquera, lo que obligó al desalojo de todos los vecinos del edificio, de ocho pisos, en el que se ubicaban también unas galerías comerciales.

El alcalde, Argimiro Marnotes, explicó que el edificio permanecerá "desalojado", hasta que se determine el estado del inmueble y sus ocupantes han sido trasladados a una residencia de tiempo libre, en donde se les ha facilitado "alojamiento y manutención".

En lo que respecta a los trabajos realizados, el regidor explicó que fue necesario "tirar las puertas de todas las viviendas" con el fin de comprobar que no hubiese vecinos afectados, siendo lo más complicado "evacuar a las personas que habitaban en los pisos de arriba", al no haber luz.

Técnicos municipales y policía judicial de la Guardia Civil de A Coruña se encuentran en el lugar de los hechos con el fin de valorar la situación en la que se halla el inmueble antes de decidir sobre la posibilidad de que sus moradores regresen.

Urgencias Médicas informó también de que al lugar se trasladaron cinco ambulancias asistenciales, una medicalizada y dos helicópteros.