Público
Público

Sobrevive 'a bordo' del tren de aterrizaje

Un joven rumano se cuela en un Boeing 747 en Viena y viaja hasta Londres escondido a 7.625 metros de altura y a 41 grados bajo cero

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un joven rumano de 20 años sobrevivió el pasado domingo a un vuelo entre Viena y Londres oculto en el tren de aterrizaje de un Boeing 747 propiedad de un jeque de los Emiratos Árabes Unidos, informaron hoy las autoridades británicas.

El joven fue detenido por los servicios de seguridad del aeropuerto londinense de Heathrow, a quien les explicó que se subió al hueco que alberga el tren de aterrizaje trasero tras saltar la valla de seguridad de la pistas del aeropuerto de Viena.

Un portavoz de la policía informó de que el ciudadano rumano, que permanece detenido en dependencias del aeropuerto de Heathrow, explicó que su intención era buscar trabajo en el Reino Unido.

La Autoridad de Aviación Civil (CAA) manifestó que el polizón fue 'extremadamente afortunado' de sobrevivir al viaje, porque lo más probable en estas circunstancias es ser aplastado por el mecanismo del tren de aterrizaje o morir de frío o asfixiado en el trayecto.

Fuentes de la CAA citadas por el diario Evening Standard destacaron que el joven soportó temperaturas de 41 grados centígrados bajo cero, y que le salvó que el avión volara a una altura menor de lo habitual para evitar una zona de turbulencias.

Este tipo de aviones realizan esta ruta a una altura de 37.000 pies (11.285 metros), pero en esta ocasión la nave no subió más allá de los 25.000 pies (7.625 metros).