Público
Público

Los sobrinos de Alemany dicen que participaron en sus empresas como favor a su tío

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Dos sobrinos del periodista Antonio Alemany han declarado hoy ante el juez del "caso Palma Arena" que emitieron facturas supuestamente falsas y figuraron como administradores de empresas de su tío como un favor que él les pidió expresamente.

Miquel y Laura Oliver Gomila han declarado hoy como imputados ante el juez instructor del caso, José Castro, quien les ha tomado declaración en esta pieza separada (la número 2) durante aproximadamente una hora a cada uno en presencia del fiscal Anticorrupción Pedro Horrach y la abogada de la Comunidad María Ángeles Berrocal.

El sobrino de Alemany actuó como administrador de la Agencia Balear de Noticias (ABN) durante la pasada legislatura, entidad que recibió una subvención de 449.734 euros en 2006 del Govern balear.

Esta agencia estaba, según sostiene el juez Castro en el auto de prisión del ex presidente Jaume Matas, "identificada plenamente" con Antonio Alemany -en libertad bajo fianza por esta causa-, aunque quien se presentó en su nombre fue su sobrino Miguel Oliver Gomila.

Miguel Oliver ha asegurado hoy ante el juez, según han informado a Efe fuentes jurídicas, que figuró como administrador de la agencia haciéndole un favor a su tío, quien le pidió que lo hiciera en su nombre.

De hecho, el sobrino de Alemany ha sostenido que él no sabía nada de la gestión diaria de la ABN y que era un mero testaferro de su tío.

El dinero otorgado a esta agencia iba en realidad a parar, según sospechan las acusaciones, al periódico Libertad Balear, que estaba, indica el juez en su auto, "estrechamente vinculado" a Alemany.

Además de figurar como administrador, tanto Miquel como Laura Oliver emitieron facturas supuestamente falsas para justificar la subvención dada a la Agencia Balear de Noticias.

De hecho, ambos han declarado al juez que pensaban que la Agencia Balear de Noticias y el Libertad Balear eran lo mismo, y no entidades separadas.

En 2007, la agencia pidió al Govern una segunda subvención, pero el Ejecutivo no la otorgó, a raíz de lo cual puso un recurso contencioso-administrativo contra esta decisión que aún se está dirimiendo.

Aunque los sobrinos de Alemany está actualmente imputados en esta pieza separada del caso, seguramente en un futuro, y a raíz de sus declaraciones, se les levantará la imputación y quedarán como testigos, han indicado las mismas fuentes.