Público
Público

Una sorpresa en plena Costa Brava

La cala del Senyor Ramon, en Girona, huye del turismo de masas en medio de uno de los litorales españoles más frecuentados por visitantes de diversas partes del mundo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La cala del Senyor Ramon es una rara avis en medio de la Costa Brava: un arenal que huye del turismo de masas en medio de uno de los litorales españoles más frecuentados por visitantes llegados de diversas partes del mundo. Sant Feliu de Guíxols y Tossa de Mar, los dos municipios entre los que se ubica, son en concreto dos verdaderos gigantes en lo que a afluencia turística se refiere. En mitad de ellos, la cala, situada en el término de Santa Cristina d´Aro, se constituye como un verdadero oasis en el que es posible escapar de las excesivas aglomeraciones.

Seguramente en esa relativa preservación influyen las 365 curvas que hay que sortear para acceder a la playa, y que desanimarán a los menos osados (o menos convencidos de la necesidad de alcanzarla). Sorteada la carretera queda todavía pagar un peaje por el aparcamiento situado junto a ella, lo que acaba por disuadir a las grandes multitudes. El barco es por todo ello un medio de transporte más adecuado para acceder a la cala o disfrutar de su mejor imagen.

El esfuerzo, una vez que se accede al arenal, compensa sobradamente: excelente calidad de las aguas, acantilados en los alrededores, buenos fondos submarinos, arena dorada y gruesa y una configuración ideal para el baño en sus 800 metros de longitud. Quienes quieran practicar el nudismo también pueden hacerlo, ya que esta práctica está autorizada en la playa.

En los alrededores, el abrupto territorio de la Costa Brava, de suave clima, ofrece otros arenales recoletos y pueblos de casas encaladas y estrechas callejuelas. Desde la cala del Senyor Ramon es fácil acercarse hasta Sant Feliu de Guíxols, con los acantilados más altos de la Costa Brava y varios edificios modernistas de interés, y a Tossa de Mar, un pintoresco recinto medieval amurallado con un Museo Municipal en el que pueden contemplarse obras de artistas como Marc Chagall, antiguo residente en la localidad.







www.santacristina.net


Can SalviLa Cuina de Can Simón


Mas TapiolasGran Hotel ReymarCurhotel Hipócrates