Público
Público

Subastan en Londres importantes grabados de Goya, Rembrandt y Durero

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una primera edición de "La Tauromaquia", de Goya, publicada en Madrid en 1816, se ofrecerá próximamente al mejor postor en la casa de subastas Christie's de Londres, junto a obras de otros maestros del grabado como Rembrandt, Durero o Lucas Cranach.

El precio estimado de la serie completa de los treinta y tres grabados que integran "La Tauromaquia" original oscila entre 160.000 y 230.000 euros, según Christie's.

También sale a puja una tercera edición de la misma, publicada también en 1816 pero compuesta por cuarenta grabados, cuyo precio estimado oscila entre los 20.000 y los 30.000 euros.

Entre otras joyas de la subasta londinense del próximo 2 de diciembre, figuran dos de las creaciones más famosas del holandés Rembrandt van Rijn: "Cristo curando a los enfermos" (en torno a 1649) y "Cristo entre dos Ladrones" (1653-circa 1661).

La primera, que tiene un precio estimado de entre 240.000 y 280.000 euros, es una composición de extraordinario virtuosismo que combina el aguafuerte y la punta seca, según destacan los expertos de Christie's.

Se conoce popularmente como "El grabado de los cien gulden", lo que se debe a una anécdota según la cual un marchante holandés lo recomendó a un cliente señalándole que obras de esa calidad se vendían "en Amsterdam por cien o más gulden".

La impresión que sale a la venta es sólo una de las veintiocho sobre papel oriental de las que hay noticia y de las que muy pocas siguen en manos privadas.

Otra extraordinaria estampa de Rembrandt que se subasta es la titulada "Cristo crucificado entre dos ladrones: Las tres cruces", 1653 -circa 1661 (precio estimado: 435.000 a 560.000 euros).

Se trata del grabado en su cuarto estado, para el cual Rembrandt cubrió la plancha de fuertes trazos diagonales que hacen que la vista se fije en la figura central y atormentada de Cristo.

De Alberto Duero se ofrece un grabado que representa a Adán y Eva en el jardín del Edén separados por el Árbol del Bien y del Mal.

Caracterizado por el realismo y la atención extrema al detalle de los maestros del norte de Europa, es el único grabado del artista de Nuremberg en el que éste firma con su nombre completo y lugar de nacimiento.

También sale a subasta otra versión más naturalista de ese mismo tema realizada por Rembrandt en 1638 y que incluye un dragón y, como sugiriendo la naturaleza exótica del paraíso, también un pequeño detalle de elefante.