Público
Público

Sube a 13 el número de muertos en Castelldefels

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El número de muertos por el accidente ocurrido el miércoles por la noche en la localidad barcelonesa de Castelldefels cuando un grupo de personas fue arrollada por un tren al cruzar las vías férreas ascendió a 13, según informó la consejera catalana de Justicia, Monserrat Tura.

"Analizados los fragmentos de menor tamaño, la hipótesis más factible es que se trata de 13 cadáveres, y no 12, como habíamos pensado hasta el momento", declaró la consejera a la prensa, agregando que será muy difícil identificar a esta decimotercera víctima mortal.

Un total de 19 forenses, 21 miembros de la policía científica y 35 agentes de investigación están trabajando en las tareas de identificación en el Instituto de Medicina Legal de la Ciudad de la Justicia, donde han sido trasladados los cadáveres, explicó la Generalitat en un comunicado.

De momento no se ha facilitado la identidad de ninguna víctima. Algunos medios han informado de que varios fallecidos podrían ser de nacionalidad ecuatoriana. El cónsul de Ecuador en España, Freddy Arellana, anunció que su país tenía previsto enviar expertos para colaborar a la identificación de los cadáveres.

"Pienso ir con especialistas ecuatorianos profesionales que hay de altísima calidad, entre ellos un forense, que vamos a traerlo aquí a la Ciudad de la Justicia y a especialistas en este tipo de siniestros", declaró en una cita recogida por RNE.

El suceso ocurrió sobre las 23:25 horas del miércoles en la estación de Castelldefels Platja, cuando un grupo de gente que acudía a la playa a celebrar la fiesta de San Juan atravesó las vías tras bajar de un convoy de Cercanías y fue arrollado por un tren Alaris que realizaba el trayecto entre Alicante y Barcelona, según informó Renfe.

De las 13 personas que resultaron heridas, 10 continúan ingresadas en distintos hospitales de Cataluña, tres de ellas en estado crítico. Otras cinco están graves y dos leves.

"La que se teme más por su vida es una chica de 25 años (ingresada) en el hospital de Belvitge pero a pesar de todo, la evolución es estable dentro de la extrema gravedad", explicó la consejera de Sanidad catalana, Marina Geli en una entrevista en RNE.

UNA IMPRUDENCIA

la empresa encargada de la gestión de la red de ferrocarriles - y las autoridades judiciales han abierto sus respectivas investigaciones.

"Todo hace pensar que se debió a una imprudencia al no utilizar el paso subterráneo de una estación que acabamos precisamente de remodelar", explicó el ministro de Fomento, José Blanco, que visitó la zona del accidente tras adelantar su regreso de Luxemburgo, donde acude a una reunión de la Unión Europea.

La estación se había remodelado hace menos de un año y cumple con toda la normativa de seguridad vigente, señaló Blanco, que indicó que el nuevo paso inferior "es el único espacio autorizado para pasar de un andén a otro, por tanto, no se pueden utilizar las vías. La mayoría de los viajeros utilizó en la noche de ayer el paso inferior".

Blanco concluyó que "con los datos disponibles hasta ahora, todo parece indicar que este lamentable accidente se ha producido a causa de la imprudencia cometida por parte de aquellos pasajeros que intentaron atravesar la vía saltando directamente desde el andén".

Según informó Renfe en un comunicado, el tren circulaba por debajo de la velocidad permitida según el reglamento de circulación y emitió las señales acústicas reglamentarias antes de su entrada en la estación.

Un joven que logró cruzar la línea férrea dijo a la Cadena SER que un grupo descendió de un tren, que entonces salió de la estación.

"En ese momento un tren vino desde la otra dirección y los arrolló a todos", dijo el joven, que sólo se identificó como Fernando.

Los servicios de emergencias encontraron cuerpos desmembrados dispersados en la estación.

Cientos de personas, en su mayoría jóvenes, celebraban la festividad de San Juan en la playa de la localidad catalana.

Este accidente es la peor tragedia ferroviaria en España desde que 19 personas fallecieron en 2003, cuando dos trenes colisionaron cerca de la población de Chinchilla, Albacete.