Público
Público

Sube el desempleo en EEUU y caen los pedidos de bienes duraderos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El desempleo estadounidense ascendió a niveles récord este mes, mientras que los nuevos pedidos de bienes duraderos cayeron en diciembre por quinto mes consecutivo, según mostraron el jueves datos del Gobierno, resaltando la profundización de la crisis económica.

En otro dato que indica que una recuperación aún está lejos, las ventas de casas nuevas se desplomaron en diciembre a su menor nivel desde que comenzaron a llevarse estadísticas en 1963.

La última serie de datos negativos aumentó los temores de que la recesión que lleva un año, desatada por el colapso del mercado de la vivienda de Estados Unidos, podría ser la más profunda desde la Gran Depresión en los años 1930.

El Departamento de Trabajo dijo que el número de personas que mantuvo el beneficio tras pedir una primera semana de ayuda subió en la semana terminada el 17 de enero, más de lo esperado en 159.000, a 4,776 millones, la cifra más alta desde que comenzaran a llevarse estadísticas de esta serie en 1967.

La cantidad de personas que pidió el beneficio por primera vez aumentó a 588.000 en la semana terminada el 24 de enero desde una cifra revisada a la baja de 585.000 la semana anterior, según datos del Departamento de Trabajo.

Wall Street esperaba unas 580.000 solicitudes desde las 589.000 reportadas la semana previa.

"Estas son cifras débiles, mostrando que la recesión continúa con su arrastre y que incluso se intensifica", dijo Andrew Bekoff, jefe de inversiones con LPB Capital en Doylestown, Pensilvania. "La gran historia será la reacción de mañana a los resultados del crecimiento del PIB en el cuarto trimestre".

Se espera que el Departamento de Comercio informe el viernes de que el Producto Interior Bruto, la medida más amplia de la economía estadounidense, se contrajo a una tasa anual del 5,4 por ciento en el cuarto trimestre, según un sondeo de Reuters.

DEBILIDAD GENERALIZADA

Destacando la intensidad de la crisis económica, los nuevos pedidos de bienes duraderos manufacturados en Estados Unidos cayeron un 2,6 por ciento en diciembre. La cifra de pedidos de noviembre fue rectificada para mostrar una bajada del 3,7 por ciento, dijo el Departamento de Comercio.

En todo 2008, los pedidos cayeron un 5,7 por ciento, el segundo mayor descenso desde 2001, tras haber subido un 1,3 por ciento en 2007.

Con la recesión sin mostrar señales de llegar pronto a un fondo y una ola de despidos que cada vez crece más, las familias han recortado el gasto en artículos costosos.

La Reserva Federal dejó estable el miércoles su tipo de interés clave en una franja de 0-0,25 por ciento y dijo que estaba preparada para comprar bonos a largo plazo del Gobierno estadounidense si esa modalidad ayuda a mejorar las condiciones del mercado.

En otro informe, el Departamento de Comercio dijo que las ventas de casas nuevas en Estados Unidos cayeron un 14,7 por ciento en diciembre a una tasa anual de 331.000 unidades, el ritmo más bajo desde 1963.

Las ventas de noviembre fueron revisadas a 388.000 unidades desde la estimación inicial de 407.000 casas vendidas.

Los economistas consultados por Reuters esperaban que en diciembre se hubieran vendido 400.000 unidades. En todo 2008 se vendieron 482.000 viviendas nuevas, un mínimo desde 1982, y una caída del 37,9 por ciento respecto al 2007, también un récord.

El precio medio de una vivienda fue de 206.500 dólares en diciembre, lo que representa una caída del 9,3 por ciento frente al mismo período del 2007.

Además, el inventario de casas a la venta se ubicó en 357.000 unidades en el último mes del 2008, con lo que al actual ritmo de ventas llevaría 12,9 meses vaciar las reservas, un máximo histórico.