Público
Público

Suben a 30 los convictos por los disturbios en Lhasa tras 13 nuevas condenas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Otras trece personas fueron condenadas hoy por su implicación en los actos violentos en Lhasa el pasado 14 de marzo, con lo que el número de sentenciados subió a 30, tres de ellos a cadena perpetua, informó la agencia oficial china, Xinhua.

Todas las sentencias, las primeras anunciadas por las revueltas en la capital tibetana, fueron dictadas durante el día de hoy por el Tribunal Intermedio Popular de Lhasa y oscilan entre los tres años de prisión hasta la condena perpetua.

Los tres condenados a cadena perpetua son el chófer Soi'nam Cering (y no Soi'nam Norbu como dijo una información anterior), nacido en 1988, un monje llamado Basang cuya edad no fue facilitada y el empresario de 30 años Cering.

El primero recibió la sentencia por "provocación de incendio" e "interrupción de los servicios públicos", el segundo por causar destrozos en una oficina gubernamental y atacar a la policía, y el tercero por incitar a otros al incendio y al saqueo.

Según la versión oficial del Gobierno chino, 19 personas (18 civiles y un policía) murieron en los actos vandálicos protagonizados por ciudadanos tibetanos, civiles y monjes, el pasado 14 de marzo.

Los tibetanos en el exilio, por su parte, aseguran que la represión policial de las manifestaciones causó más de 140 muertos.

Las sentencias llegan poco después de que Pekín anunciara, el pasado 25 de abril, que aceptaba reunirse con emisarios del Dalai Lama, al que ha acusado de organizar las revueltas.