Público
Público

El Supremo zimbabuense retira los cargos contra los defensores de los Derechos Humanos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Tribunal Supremo de Zimbabue retiró hoy los cargos por terrorismo contra Jestina Mukoko y otros ocho defensores de los Derechos Humanos debido a que fueron detenidos ilegalmente y torturados para obtener confesiones, informó un portavoz judicial.

Mukoko, que acudió a la lectura de la resolución, se mostró "muy contenta", mientras lloraba de alegría y abrazaba a los familiares y compañeros que estuvieron con ella en el Tribunal.

El presidente del Tribunal, Godfrey Chidyausiku, señaló en su resolución que "se violaron sus derechos constitucionales", según Kumbirai Mafunda, portavoz de los Abogados Zimbabuenses para los Derechos Humanos.

Por esta resolución, los nueve activistas no podrán ser procesados nuevamente en relación con los cargos que se presentaron contra ellos después de que la Policía los secuestrara y mantuviera varias semanas "desaparecidos", antes de presentarlos al juez.

Esta resolución abre la puerta al cierre de casos similares en los que están implicados miembros del Movimiento para el Cambio Democrático (MDC) y defensores de los Derechos Humanos.

"Es muy probable que la resolución tenga el mismo efecto en el caso de otros secuestrados", dijo Mafunda.

Mukoko, directora del grupo Proyecto para la Paz en Zimbabue, fue secuestrada a primeros de diciembre y la Policía la mantuvo en paradero desconocido hasta el 24 de diciembre, cuando fue presentada al juez y acusada de terrorismo y de intentar derrocar al presidente, Robert Mugabe.

En febrero quedó en libertad bajo fianza junto con varias decenas de defensores de los Derechos Humanos y miembros del MDC que también estaban detenidos y acusados de terrorismo por la Policía y el aparato judicial, controlados por la Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF) de Mugabe.

La ZANU-PF y Mugabe, que han gobernado Zimbabue desde su independencia del Reino Unido en 1980, han sido reiteradamente acusados de violar los Derechos Humanos y de perseguir y asesinar a sus rivales políticos.