Público
Público

El tándem formado por Albelda y Baraja cumple una década en el Valencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El tándem que forman en el centro del campo del Valencia los jugadores Rubén Baraja y David Albelda, que parten en este arranque de temporada presumiblemente como titulares, cumple de esta manera una década en el conjunto valenciano.

Ambos futbolistas no parecen tener en la actual plantilla competencia suficiente como para temer por su condición en el equipo ya que ni el argentino Ever Banega ni el holandés Hedwiges Maduro ni el portugués Manuel Fernandes han demostrado mejorar su rendimiento en la última temporada.

Banega, que ha estado cedido en el Atlético de Madrid la última campaña, tiene el cartel de transferible y Maduro es considerado por Unai Emery, técnico del equipo, más como un defensa central que como centrocampista.

Por su parte, Manuel Fernandes inicia la pretemporada después de haber estado lesionado el último tramo de la temporada pasada por una fractura de peroné, aunque previamente tampoco había mostrado un rendimiento regular.

Albelda y Baraja coincidieron por primera vez con la camiseta el Valencia el 18 de noviembre de 2000, cuando el Valencia empató a uno ante el Alavés en Mendizorroza y, desde entonces, han disputado 171 encuentros de Liga juntos con un balance de 94 triunfos, 42 empates y 35 derrotas.

Pese a que Albelda ya comenzó a jugar en el primer equipo con regularidad en la temporada 1999-2000, no coincidió con su compañero Baraja hasta que el vallisoletano se incorporó al club de Mestalla una campaña más tarde en la temporada 2000-2001, procedente del Atlético de Madrid.

Sin embargo, ambos no comenzaron a ser titulares en el centro del campo hasta mediados del mes de noviembre de 2000 ya que, por entonces, en las preferencias del técnico argentino Héctor Cúper aparecían otros jugadores como Luis Milla o el francés Didier Deschamps en el puesto de Albelda.

La llegada del entrenador Rafael Benítez al Valencia en 2001 significó para ambos el impulso definitivo para sus respectivas carreras ya que, además de conquistar dos Ligas, una Copa de la UEFA y una Supercopa de Europa durante los tres cursos que estuvo el técnico, también recibieron reconocimientos individuales.

De hecho, su buen rendimiento en el Valencia provocó que ambos lucieran el brazalete de capitán, lo que también les aupó al liderazgo de la selección española sobre todo en el combinado nacional que disputó la Eurocopa 2004 en Portugal, pero también en el que participó dos años antes en el Mundial de Corea y Japón.

Pero su liderazgo en el club valenciano se vio erosionado con el tiempo y su relación también, sobre todo cuando hace dos temporadas, bajo la presidencia de Juan Soler, el entrenador holandés Ronald Koeman decidió apartar de la disciplina del equipo a Albelda junto con sus compañeros Santi Cañizares y Miguel Ángel Angulo.

La marcha de Koeman y Soler propició una cierta reconciliación, por lo menos en lo deportivo, y ambos volvieron la temporada pasada a jugar como titulares en el centro del campo del Valencia.