Público
Público

'Telecos': Todas contra la tarifa plana

Vodafone y Yoigo se unen a Telefónica para pedir que los usuarios más intensivos paguen más. Las compañías calcularon mal el consumo máximo en las tarifas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

A las operadoras de telefonía les han bastado 48 horas en el XXIV Encuentro de las Telecomunicaciones organizado por la patronal Aetic en Santander para, primero, dejar entrever a los consumidores más intensivos de internet que tendrán que pagar más por el acceso y, segundo, correr un tupido velo para sumir a todos en un mar de dudas sobre qué va a ocurrir, cuándo y si se habla de acceso a internet fijo, móvil o ambos. Fue Telefónica la que mentó a la bicha el lunes cuando avisó de que el crecimiento del tráfico de datos en internet es insostenible y que había que limitarlo haciendo que pague más quien más descargue.

Ayer Telefónica recibió una alegría. La operadora dominante del sector en España ya no está sola. Su visión es compartida por otra de las mayores compañías a nivel mundial, la británica Vodafone, y por el cuarto operador del mercado, Yoigo.

A Telefónica no le dolieron en principio prendas en dejar claro el mismo lunes que el movimiento tarifario que defiende sólo tendrá sentido si lo sigue todo el sector. De otra forma los consumidores españoles, que han sabido demostrar durante la crisis hasta qué punto pueden ser infieles a las compañías en función del precio, no tendrían más que descolgar el teléfono y cambiar de proveedor para esquivar la potencial subida de tarifas.

Vodafone España se mostró ayer en principio reacia a coger el testigo de Telefónica pero su presidente, Francisco Román, terminó por reconocer a los medios que 'la tendencia del sector es hacia la segmentación' de tarifas, una tendencia que 'tiene lógica de negocio y las cosas que tienen lógica de negocio acaban imponiéndose'. Para Román, 'matemáticamente es evidente que hay que poner solución' al 'crecimiento explosivo de datos', insostenible para las redes, asunto en el que coincide también con Telefónica. La solución pasa por la 'segmentación' de los clientes 'y por una gestión razonable del tráfico, con cambios de velocidad [es decir reducción de la misma] a partir de cierto nivel' de uso, añadió.

'La tendencia del sector es hacia la segmentación', asegura Román

Una vez confirmado que algunos de los grandes del sector parecen tender a poner puertas al uso masivo de internet para que las redes no se colapsen, ¿están hablando las compañías del acceso a internet de telefonía móvil o de la fija? La pregunta se le repitió ayer en Santander a todo responsable del sector, desde el Palacio de la Magdalena hasta la playa del Sardinero, y nadie quiso firmar con su nombre una respuesta clara. Sin embargo, según comentaron a este periódico fuentes de las compañías, se está hablando de la telefonía móvil. Lo curioso es que, en el móvil, la tarificación en función del uso ya existe.

Hay ofertas desde 10 euros hasta 59 euros, y cada una de ellas cuenta con un límite diferente de consumo de datos. Una vez consumidos, las principales compañías se limitan a dejar la velocidad al nivel de los tiempos del módem externo, cuando una foto podía bloquear la descarga de una web por tener un peso entonces excesivo. Usuario anulado, por tanto, para el consumo masivo de tráfico.

Las operadoras no pensaron que los clientes usarían el límite contratado

¿Cuál es entonces el problema? Lo que ha ocurrido según las citadas fuentes es que, cuando se diseñaron las tarifas ni las propias compañías podían pensar que habría usuarios que alcanzarían el límite contratado, sobre todo en aquellas tarifas planas que permiten descargarse hasta 5 y 10 gigas al mes. Pero por un precio que ronda los 60 euros al mes los consumidores de estas tarifas planas más caras, que representan alrededor del 5% del total, no se dedican precisamente a consultar su correo electrónico. Se descargan contenidos de vídeo usando una conexión a internet por red móvil.

De hecho, hay compañías que estiman que el 25% de su tráfico de datos en la red móvil es generado ya exclusivamente por el consumo de contenidos desde páginas de descarga directa como Megaupload. Si se suma el P2P y servicios de vídeo como YouTube, avisan las operadoras, las cifras se disparan. De lo que estarían avisando las compañías, por tanto, es de que van a tener que revisar las tarifas hacia arriba, momento que van a aprovechar para aumentar la variedad de forma que cada usuario pague en función de su perfil, de si quiere el acceso fundamentalmente para descargar contenidos, si es para conectarse, etc.

Las compañías avisan de que van a tener que revisar las tarifas al alza

El cuarto operador de telefonía móvil en España, Yoigo, presente también en Santander, se mostró asimismo de acuerdo con Telefónica y Vodafone en que los usuarios que mayor consumo hagan paguen más. Su presidente, Johan Andsjö, estuvo también en contra de las tarifas planas ilimitadas.

Aunque el debate lo lanzó Telefónica fundamentalmente por el riesgo de colapso de las redes móviles, la falta de concreción y la existencia de fórmulas de pago en función del uso en el móvil facilitaron que se planteara a las compañías si existe la posibilidad de que se replique la diversidad de tarifas en función del uso en la telefonía fija, donde la diferencia de precio nunca ha estado en cuántos datos se descargan sino en la velocidad a la que se descargan.

Solo Orange no se plantea trasladar al fijo la segmentación del móvil

Y la sorpresa ha sido que las compañías no descartan cambiar este ya histórico modelo. No es algo que se plantee de forma inmediata porque el riesgo de colapso en las redes fijas es mucho menor, pero el crecimiento imparable del consumo de internet puede llevar puede llevar 'a la congestión de las redes fijas y provocar que aparezcan limitaciones', explicó Francisco Román.

Telefónica está de acuerdo con la británica y solo Orange, según fuentes de la compañía francesa, no se plantea trasladar al fijo la segmentación del móvil. En cualquier caso, de momento tanto Telefónica como Vodafone han centrado su batalla en el internet fijo, y en lograr que los grandes proveedores de contenidos como Google, Microsoft o Yahoo compartan sus ingentes ingresos con las operadoras, ya que son ellas, avisan, las que invierten en las nuevas redes de alta velocidad.

Ingresos
Los operadores de telefonía móvil ingresaron 436 millones de euros en el primer trimestre de este año por conexiones a internet, un 39,3% más que en el mismo periodo de 2009, según la CMT.

Red móvil
Entre uno y otro periodo, el número de tarjetas SIM activas para acceder a internet a alta velocidad utilizando la red móvil pasó de 1,36 millones a 2,15 millones, un 58% de crecimiento en doce meses a pesar de coincidir con la crisis económica. Del total de líneas móviles para acceder a internet, 1,2 millones corresponden a usuarios domésticos, no a empresas.

Red fija
Las cifras están aún muy lejos de los 851 millones de euros que generó en el primer trimestre el acceso a internet a través de las redes fijas y los cerca de ocho millones de hogares conectados a finales de marzo, pero crecen a un ritmo vertiginoso.