Público
Público

Termina la crisis de los rehenes en Filipinas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Hombres armados liberaron el domingo a decenas de rehenes en el sur de Filipinas, después de que las autoridades transfirieran los casos de homicidio contra ellos a una corte tribal local y los desarmaran junto a un grupo rival.

Los hombres armados secuestraron el jueves a 71 personas en la provincia de Agusan del Sur, mientras huían de la policía tras un enfrentamiento con un grupo rival. Sin embargo, liberaron a 29 personas en los siguientes dos días.

Un equipo de Reuters vio a los restantes 42 rehenes cuando regresaban de un escondite en las montañas a la ciudad de Prosperidad en una caravana cuyo primer vehículo llevaba un cartel que decía "La paz reina en Agusan".

Los hombres armados también estaban en la caravana, dado que habían entregado sus armas.

"Finalmente la crisis ha terminado", dijo a periodistas el vicegobernador provincial, Santiago Cane. "Ahora yo tengo las armas, balas y granadas de estos hombres", aseveró.

La crisis de rehenes en la caótica región de Mindanao se produjo apenas tres semanas después de que 57 personas fueran asesinadas en la cercana provincia de Maguindanao, en un ataque que podría elevar las tensiones de cara a las elecciones presidenciales del año próximo.

La región de Mindanao está repleta de delincuentes, guerrillas y rebeldes islámicos. Las poderosas familias locales poseen milicias privadas y las disputas entre éstas son comunes.

En Agusan, los negociadores dijeron que los secuestradores demandaban que se eliminaran los cargos de asesinato en su contra. También pedían que la policía desarmara a rivales de su misma tribu, con quienes mantienen una contienda.