Público
Público

El Tesoro coloca 5.030 millones a tipos más bajos sin aparente dificultad

Cumple con los objetivos marcados para la primera subasta del mes, en la que ha colocado deuda a largo plazo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Tesoro español sigue colocando deuda sin aparente dificultad, en un escenario financiero relativamente favorable, después de las tensiones de comienzos del año, con el estallido de los casos de corrupción que afectan al PP. La agencia que gestiona la deuda soberana española, ha colocado 5.030 millones de euros en bonos y obligaciones, en línea con el objetivo previsto (captar un máximo de 5.000 millones), a tipos más bajos que en anteriores subastas.

En la primera subasta de marzo, el Tesoro ha colocado 569 millones de euros en bonos a 2 años y medio, con una rentabilidad marginal del 2,68%, frente al 2,77% de la anterior emisión del pasado 17 de enero. También ha emitido 2.026 millones en bonos a cinco años, con un rendimiento marginal del 3,612%, frente al 4,169% de la anterior emisión del pasado 7 de febrero. Y en obligaciones a 10 años, el Tesoro ha vendido 2.435 millones a un rendimiento marginal del 4,957% desde el 5,222% de la anterior subasta del pasado 21 de febrero.

El Ministerio de Economía ha destacado que es la primera vez que la rentabilidad de la deuda a 10 año baja del 5% desde el 18 de noviembre de 2010. El Departamento de Luis de Guindos ha señalado que el Tesoro ya ha captado el 29,3% de lo previsto este año en financiación regular a medio y largo plazo (concretamente, ha colocado en el mercado 35.499 millones). Asimismo, el Ministerio ha señalado que el coste medio de la deuda a la emisión fue del 2,85% a finales de febrero de este año, ligeramente por debajo del cierre de 2012 (3,01%).

Ha sido el primer examen del mercado a la deuda española tras conocer el detalle de los datos de déficit público, en 2012, cuando se redujo al 6,7% (contando las ayudas a la banca supera el 10%), frente al 6,3% comprometido con Bruselas. La subasa de deuda se ha producido en un contexto de moderación de la prima de riesgo española (el diferencial respecto a los bonos alemanes), después de que la semana pasada se disparase hasta los 415 puntos básicos, con una rentabilidad del 5,614%, tras los resultados electorales en Italia, que abocan al país a la ingobernabilidad al no haberse logrado mayoría absoluta.

El buen resultado de la subasta de deuda ha favorecido que el diferencial con la deuda alemana haya cerrado este jueves  en los 340 puntos, el nivel más bajo desde el pasado 11 de enero. El rendimiento del bono nacional a diez años -cuya diferencia con el alemán mide la prima de riesgo- ha terminado la sesión en el 4,867 % (frente al 4,99% del miércoles), mientras que el germnao se ha situado en el 1,492%.